12 junio, 2014

Bangui.

Al menos 22 personas murieron y varias decenas resultaron heridas en enfrentamientos entre exrebeldes Seleka, de mayoría musulmana, y milicianos cristianos antibalaka en el este de República Centroafricana, según dijo la policía local.

"Hay al menos 22 muertos y más de treinta heridos en enfrentamientos que empezaron este lunes y martes pasado en el pueblo Liwa, a diez kilómetros de Bambari" (este, afirmó a la AFP una fuente de la policía local que no quiso dar su nombre.

"Los ex Seleka han quemado 127 casas y han secuestrado a varias personas y las han llevado a Bambari donde ejecutaron en público a dos hombres", precisó la fuente.

En París, el ministerio francés de Defensa informó el jueves de los "combates" entre ex Seleka y antibalaka en los alrededores de Bambari entre el 6 y el 10 de junio.

"Hemos encontrado los cadáveres de cinco cristianos y dos musulmanes", dijo el portavoz del Estado mayor del ejército francés, el coronel Gilles Jaron, en una conferencia de prensa en el ministerio.

Las tropas francesas de la operación Sangaris que se encuentran en Bambari se enfrentaron a finales de mayo a "elementos incontrolados" de los ex Seleka, según París.

Este miércoles, las autoridades de la República Centroafricana pidieron hoy a la Corte Penal Internacional (CPI) que investigue los crímenes cometidos durante casi dos años de conflicto político y violencia sectaria en el país.

La ministra de Justicia, Isabelle Gaudeuille, anunció que el Gobierno de transición centroafricano ha solicitado a la CPI investigar " en el marco de sus competencias, la situación de República Centroafricana desde agosto de 2012 y los crímenes cometidos en ese periodo " .