6 junio, 2013

Washington. AFP. El presidente estadounidense, Barack Obama, elogió a su próxima consejera de Seguridad Nacional, Susan Rice , como una “servidora pública ejemplar”, al minimizar las críticas en su contra de la oposición republicana.

Esto se dio luego de que Obama anunció formalmente que Rice, de 48 años, actualmente embajadora en las Naciones Unidas (ONU), reemplazará a Tony Donilon en el organismo de seguridad a partir de julio, un nombramiento que desafía las acusaciones de los republicanos de que Rice engañó a los estadounidenses sobre las circunstancias del ataque terrorista contra el consulado en Bengasi, Libia.

El mandatario manifestó que estaba “muy feliz de que esté de regreso” al lado suyo durante el segundo mandato. “Ella defiende la Justicia y está consciente de que necesitamos ejercer nuestra fuerza de modo deliberado y sagaz”, comentó Obama.

Susan Rice debió renunciar a sus aspiraciones al cargo de secretaria de Estado, en diciembre, a causa de la oposición de los senadores conservadores.

El senador republicano John McCain, uno de los mayores críticos de Rice, adoptó ayer un tono más conciliador. En su cuenta de Twitter expuso que aunque “no está de acuerdo” con la nominación, trabajará con ella “en asuntos importantes”.