6 marzo

Chicago. AFP. La presidenta de la Reserva Federal (FED), Janet Yellen, dijo el viernes que sería “apropiado” subir las tasas de interés este mes, si el empleo y la inflación de Estados Unidos siguen en línea con las expectativas.

Yellen también defendió el desempeño de la FED en materia de política monetaria, al indicar que la entidad no ha sido remisa en subir las tasas, si no que la recuperación de la economía ha sido lenta y la inflación ha sido baja.

La FED subió las tasas en diciembre por segunda vez en una década, pero ahora con la inflación en leve alza, se espera que las vuelva a aumentar en la reunión de política monetaria que sostendrá los días 14 y 15 de este mes.

Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal estadounidense, habló ante empresarios en Chicago. Adelantó la probable alza en tasas. | AP
Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal estadounidense, habló ante empresarios en Chicago. Adelantó la probable alza en tasas. | AP

En la reunión “se analizará si el empleo y la inflación evolucionan en línea con nuestras expectativas, en cuyo caso, otro ajuste de la tasa federal probablemente sería apropiado”, dijo Yellen.

Cuando se reúnan, los miembros de la FED contarán un nuevo informe del mercado laboral; el que será divulgado el viernes 10 con los datos de febrero y también tendrán dos nuevas mediciones de la inflación que se divulgarán desde hoy lunes.

“Las tasas subirán este mes a menos que la nómina de empleo sea desastrosa”, sintetizó Ian Shepherdson, economista jefe de Pantheon Macroeconomics.

El comentario de Yellen de que sería apropiado subir las tasas en marzo “es una contundente declaración de política monetaria como jamás hemos visto desde presidencia de la FED”, dijo Shepherdson.

“Eso significa que la FED dispondrá el aumento salvo que el informe de empleo sea calamitoso. Eso es improbable, de manera que esperamos que las tasas suban”, añadió.

En su discurso ante empresarios en Chicago, Yellen dijo que los miembros de la Reserva aún creen que solo se precisan aumentos “graduales” de las tasas en la medida en que los datos económicos “sigan como se espera”.