13 marzo

WASHINGTON. Ap. El Gobierno de Estados Unidos publicó un sólido reporte del mercado laboral en febrero, indicando que la economía del país ha tomado un impulso perdurable.

Los empleadores de la nación agregaron 235.000 plazas el mes pasado y aumentaron los salarios a un ritmo acelerado. Esos indicios de una economía vigorosa han dado a muchas compañías la confianza necesaria para contratar, anticipando que habrá un crecimiento sólido por delante.

Los nuevos empleos en Estados Unidos fueron generados mayormente por la construcción. En la imagen trabajadores la ciudad de Miami. | AFP
Los nuevos empleos en Estados Unidos fueron generados mayormente por la construcción. En la imagen trabajadores la ciudad de Miami. | AFP

La tasa de desempleo cayó a un mínimo de 4,7% desde 4,8%, por lo que el mercado laboral parece estar fundamentalmente saludable o cerca.

La imagen de una economía sólida, casi ocho años después de que terminó la Gran Recesión, genera una virtual certeza de que la Reserva Federal aumentará las tasas de interés la próxima semana y que probablemente habrá nuevas alzas de tasas.

Nuevo mandato. El informe del mercado laboral de febrero fue el primero en cubrir un mes completo bajo el mandato del presidente Donald Trump. Durante la campaña presidencial, Trump puso en duda la validez de los datos del Gobierno sobre el empleo y llegó a decir que las cifras de desempleo eran un “engaño” , pero pocos minutos después de que se publicó el informe, Trump retuiteó un artículo que elogiaba el crecimiento laboral.

Más tarde, el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, comentó durante una rueda de prensa sobre el cambio de Trump sobre los informes del mercado laboral: “Pueden haber sido engañosos en el pasado, pero son muy reales ahora” . Su comentario provocó risas entre los periodistas, incluso del propio Spicer.

Alrededor de una cuarta parte de los aumentos de puestos se produjeron en la construcción, que agregó 58.000 plazas de trabajo, su alza más fuerte en una década. Los economistas dijeron que un tiempo inusualmente cálido probablemente habría inflado la cifra.

Este fue el segundo febrero más cálido de desde 1895, según el Departamento de Comercio.

Algunos economistas, sin embargo, advirtieron de que las fuertes ganancias en el empleo alcanzadas el mes pasado podrían ser difíciles de sostener en las próximas semanas.

Si el tiempo cálido ayudó a elevar la contratación en la construcción en febrero, por ejemplo, también podría tener el efecto de abatir el crecimiento de contrataciones que normalmente ocurre a principios de la primavera.

“Probablemente en marzo habrá alguna especie de compensación” , mencionó mediante un correo electrónico el economista de Morgan Stanley, Ted Wieseman.