16 febrero, 2015

Bruselas EFE Grecia y sus socios del euro llevarán a cabo hoy duras negociaciones en el Eurogrupo sobre el futuro de la asistencia financiera a ese país, tras las “conversaciones técnicas” entre Atenas y sus acreedores internacionales, que han dado pocos frutos.

Los ministros de Economía y Finanzas de la zona del euro abordarán las cuestiones más delicadas y políticas sobre el futuro del rescate financiero de Grecia, en una reunión que se espera se prolongue hasta bien entrada la madrugada.

Desde el viernes, Grecia y las instituciones conocidas como la troika –la Comisión Europea, el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI)– se han sentado por primera vez en la mesa de negociaciones tras la victoria de la coalición izquierdista Syriza para buscar puntos de acuerdo en las cuestiones más técnicas y, por lo tanto, más sencillas de pactar.

Manifestantes con máscaras de Alexis Tsipras, el primer ministro griego, y autoridades alemanas se reunieron en las afueras del Parlamento en Atenas para mostrar su apoyo a las políticas del Gobierno heleno. | EFE
Manifestantes con máscaras de Alexis Tsipras, el primer ministro griego, y autoridades alemanas se reunieron en las afueras del Parlamento en Atenas para mostrar su apoyo a las políticas del Gobierno heleno. | EFE

El final del rescate, una vez que expire en la medianoche del 28 de febrero, es una línea roja para el Gobierno de Syriza, que demanda un acuerdo “puente” que lo sustituya de manera temporal, hasta que logre cerrar con sus acreedores un compromiso permanente de cara al verano.

Atenas plantea que el acuerdo puente se financie a través del aumento de la subasta de Letras del Tesoro en 8.000 millones de euros –actualmente el límite es de 15.000 millones– y con los 1.900 millones que el Gobierno reclama al BCE, procedentes del rendimiento de bonos griegos.

El Gobierno heleno también quiere sustituir parte de las reformas a las que se comprometió el anterior Ejecutivo.

El ministro de Finanzas griego, Yaris Varufakis, insistió ayer en que Grecia no tiene un plan B en caso de un fracaso de las negociaciones y que acude a ellas con la “firme postura” de que se puede alcanzar un acuerdo.

Etiquetado como: