Por: Óscar Rodríguez 12 mayo, 2015

Ottón Solís, diputado del Partido Acción Ciudadano (PAC), confirmó que hay empresarios turísticos con deudas millonarias interesados en el proyecto de ley para readecuar préstamos con entidades bancarias.

Solís dudó que entre los deudores haya mypimes. | ARCHIVO
Solís dudó que entre los deudores haya mypimes. | ARCHIVO

El legislador envió, la semana pasada, correos electrónicos a representantes de compañías que aparecen en una lista de deudores hecha por Boris Marchegiani, presidente de la Asociación para la Protección del Turismo (Protur), en el 2011.

“Envié mensajes a las personas de la lista con deudas de más $600.000. Respondieron algunos y aceptan que pedirían la ayuda”, aseguró Solís.

Uno de los casos es el de un propietario de un restaurante en La Fortuna de San Carlos, quien tenía una deuda de más de $700.000 entre el monto principal y los intereses, y espera ser uno de los beneficiarios.

Un hotelero de esta misma zona sancarleña aseguró al diputado que su deuda original era de $1,5 millones, pero por acumulación de intereses, hoy asciende a $2,5 millones.

Además, culpó a los bancos de la actual situación en la zona, pues antes de la crisis económica del 2008, la banca los “acosaba” para darles préstamos.

Sin embargo, Solís cuestionó los argumentos dados por los empresarios.

“Solo hay empresas de medianas para arriba con préstamos de $250.000 y más de $3 millones. Ahí no hay mipymes”, dijo el legislador.

El proyecto de readecuación de deudas de empresas turísticas, con nuevos plazos y la reducción de cuatro puntos porcentuales en la tasa de interés, pretende la creación de un fideicomiso de $15 millones.

El Sistema de Banca para el Desarrollo (SBD) y el Instituto Costarricense de Turismo (ICT) proporcionarían los recursos para refinanciar las deudas.

Etiquetado como: