Por: Patricia Leitón 19 julio, 2013

Pareciera que el menor crecimiento en la producción ya se comienza a reflejar en los ingresos por impuestos, ¿es así o hay otros factores puntuales que influyen?

La desaceleración en las importaciones explica la desaceleración en la recaudación aduanera. Este menor ritmo de crecimiento en las importaciones se explica, en parte, por la desaceleración en la actividad económica observada este año, aunque puede obedecer también a otros factores que impacten (en forma temporal o permanente) las decisiones de inversión y de consumo de las personas.

La menor importación de autos usados parece golpear la recaudación del impuesto de ventas en las aduanas, ¿hay otros factores que influyen?

A pesar de que las importaciones de vehículos (tanto nuevos como usados) tienen un peso importante sobre la recaudación de impuestos en aduanas, existe otra serie de bienes que también han tenido incidencia negativa, como, por ejemplo, productos de hierro y acero, maquinaria civil y tractores, puros, cigarros y cigarrillos, productos de papel y otros materiales de construcción.

Llama la atención que, pese al menor crecimiento en la producción, el impuesto a las utilidades siga al alza.

Este impuesto muestra un crecimiento importante por el comportamiento de los impuestos a las personas tanto físicas como jurídicas, aunque el impuesto a las remesas también contribuye.