Entidad inició procesos administrativos contra deudores

Por: Patricia Recio 2 septiembre, 2015

Durante el primer semestre de este año, la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) cobró ¢9.436 millones a patronos que no reportaron a todos sus trabajadores o presentaron planillas con salarios inferiores al que realmente devengan sus empleados.

Reportar salarios inferiores también afecta a los trabajadores.
Reportar salarios inferiores también afecta a los trabajadores.

Según un comunicado de prensa, ese monto corresponde a planillas adicionales, las cuales incluyen el total de cuotas no pagadas por el patrono durante el periodo de afectación, además de los interés del mismo periodo y multas equivalentes a cinco salarios base.

De acuerdo con Luis Diego Calderón, director de Cobros de la Caja, todos estos casos se detectaron luego de recibir denuncias o por las labores de fiscalización de la entidad.

La Dirección de Cobros de la CCSS reveló que de enero a julio del 2015, las sumas pendientes de pago por estos conceptos de patronos activos ascienden a ¢6.807 millones, que representan un 14% del total de la morosidad activa; de ese monto, el 62% se encuentra en cobro judicial.

Calderón añadió que estas prácticas afectan directamente a los trabajadores, pues sus patronos les quitan derechos y beneficios directos. Asimismo, la evasión de las cargas patronales genera un debilitamiento en materia de salud, prestaciones en dinero y pensiones a los asegurados.

Los patronos que realizan estas prácticas ilegales se exponen a cobros judiciales, denuncias penales y hasta el cierre de la empresa.