Compañía que más ha recibido avisos es el INS, con 657 casos

Por: Patricia Leitón 19 octubre

San José

El Instituto Nacional de Seguros (INS), Mapfre y Assa, tres de las aseguradoras autorizadas en Costa Rica, reportan hasta ahora un total de 741 solicitudes de indemnización por daños a los bienes causados por la tormenta Nate.

Entre las propiedades afectadas por la tormenta tropical Nate se encuentran los vehículos. Foto con fines ilustrativos.
Entre las propiedades afectadas por la tormenta tropical Nate se encuentran los vehículos. Foto con fines ilustrativos.

En el caso del INS, el departamento de Prensa informó de que hasta el 13 de octubre han recibido un total de 657 reclamos, 76 de ellos por siniestros en automóviles, principalmente en Alajuela, Guanacaste, Puntarenas y San José.

Además, contabilizan 496 avisos por daños en casas de habitación, comercios y otros bienes inmuebles, y 85 avisos preventivos de cosechas, especialmente de productores de arroz en Guanacaste, y en plantaciones de café en Alajuela y la Zona de Los Santos.

Mapfre, por su parte, reportó 54 solicitudes. Dos de ellas son en vehículos, 13 en viviendas y 39 son reclamos en el ramo de empresas y locales comerciales, explicó Mónica Román, jefa de Siniestros y Prestaciones.

Ella aclaró que Mapfre Costa Rica no ha incursionado en el sector de seguros agrícolas.

Según la compañía, en el caso de los hogares, empresas o locales comerciales, la afectación se asocia, principalmente, a daños en techos por los fuertes vientos, filtraciones de agua en techos o paredes, e inundaciones de los bienes producto de las crecidas y desbordamiento de los ríos.

Los reclamos llegan de seis de las siete provinicias: Guanacaste, San José, Cartago, Alajuela, Heredia y Puntarenas.

La mayor afectación es en El Coco, Filadelfia, Tamarindo y Liberia, en Guanacaste.

En Assa, Lilliana Morales, gerente de Reclamos, informó que recibieron 30 reclamos, la mayoría provenientes de Guanacaste, Puntarenas y Escazú. Doce de ellos son por daños en viviendas. En la categoría "todo riesgo", que incluye reclamos por afectaciones en edificios y maquinaria, se contabilizan 16 solicitudes.

La mayor cantidad de reclamos en el caso de ASSA provienen de Guanacaste, Puntarenas y Escazú.

Las aseguradoras ya iniciaron las visitas a los afectados para verificar los daños.

"EL INS aprobó un protocolo apegado al plan de atención de eventos catastróficos y destina personal exclusivo para la atención de estos siniestros, con el propósito de darle una respuesta ágil y oportuna a sus asegurados", detalló la empresa, por medio de un comunicado.

La jefe de siniestros de Mapfre explicó que la empresa ha coordinado con todos los afectados las inspecciones de campo, para apersonarse al lugar del siniestro con el fin de brindar una resolución final del caso en el menor tiempo posible.

"Los asegurados cuentan con un plazo máximo de siete días hábiles siguientes a la fecha en que haya conocido el evento. Sin embargo, por deberse a un tema de esta naturaleza estamos atentos a que los asegurados nos presenten sus siniestros en cuanto les sea posible", detalló Román.

Por su parte, la gerente de Reclamos de Assa, explicó que han realizado inspecciones de los daños en forma inmediata y dan acompañamiento y orientación para la presentación de información y proceder con la indemnización.

En el caso de ASSA, el asegurado cuenta con siete días para avisar a la compañía una vez que tenga conocimiento de los daños y treinta días para formalizarlo.

Alfredo Ramírez, gerente de Pan American Life, informó que se dedican exclusivamente a seguros personales y hasta ahora no han recibido ningún reclamo.

Etiquetado como: