Emisor estima que diferencial entre precios de referencia de compra y venta bajará a la mitad

Por: Patricia Leitón 17 mayo

San José

La reducción en el margen cambiario de referencia que traerá la aplicación de la nueva metodología para calcular el tipo de cambio de referencia tendrá implicaciones para quienes compran o venden artículos en dólares que se pueden pagar en colones.

El miércoles 17 de mayo el Banco de Costa Rica tenía el tipo de cambio de ventanilla de venta en ¢582. Con la nueva metodología el Banco Central ya no tomará en cuenta los tipos de cambio anunciados, sino los aplicados en las transacciones.
El miércoles 17 de mayo el Banco de Costa Rica tenía el tipo de cambio de ventanilla de venta en ¢582. Con la nueva metodología el Banco Central ya no tomará en cuenta los tipos de cambio anunciados, sino los aplicados en las transacciones.

También en contratos o resoluciones judiciales en donde se utilice el tipo de cambio de referencia que publica el Banco Central.

Esto por cuanto el artículo 48 de la Ley Orgánica del Banco Central establece que, los actos, contratos y obligaciones en moneda extranjera serán válidos, eficaces y exigibles; pero podrán ser pagados a opción del deudor, en colones computados según el valor comercial efectivo que, a la fecha del pago, tuviera la moneda extranjera adeudada, y ese valor se refiere a los tipos de cambio de referencia que calcula el Banco Central, según confirmó la entidad.

Con la nueva metodología el Banco prevé que el tipo de cambio de referencia de venta baje y el de compra suba, es decir, se reduzca el margen cambiario de referencia.

Esto implicaría que las personas que compran un artículo en dólares y pagan en colones les saldría más barato en la moneda local con la nueva metodología que con la vigente.

¿Por qué baja el margen de referencia?

Bernardita Redondo, directora de la división de Gestión de Activos y Pasivos del Banco Central, explicó que con este cambio esperan una reducción del margen cambiario de referencia aproximadamente a la mitad.

"Hoy el margen es superior a los ¢12 porque está tomando como referencia esos tipos de cambio anunciados, en cambio la nueva metodología, al considerar las transacciones efectivamente realizadas, a los tipos de cambio efectivamente pactados, muestra en mejor medida a qué precio los bancos vendieron los dólares y a qué precio los compraron, en la práctica lo que hace es que achica el margen", explicó.

La razón por la cual el margen baja con la nueva metodología es que con la actual se consideran los tipos de cambio de compra y venta que tienen las entidades anunciados en las ventanillas para transacciones con el público 2:00 p. m. a 5:00 p. m. Estos se multiplican por las transacciones efectuadas por cada entidad durante los últimos cinco días para considerar el peso de cada una.

Los tipos de cambio de referencia de compra y venta que surgen de ahí son, según Eduardo Prado, gerente del Banco Central, el peor tipo de cambio para la compra y para la venta.

No obstante, los bancos pueden negociar con quienes transan montos mayores mejores tipos de cambio que los que tienen en ventanilla.

Con la nueva metodología se consideran los tipos de cambio efectivamente negociados en las operaciones realizadas con el público entre 10:00 a. m. a 4:00 p. m. Luego se multiplican por cada transacción realizada para considerar el peso de cada una.

Es por eso que es de esperar que al considerar los tipos de cambio realmente aplicados el de compra de referencia suba y el de venta de referencia baje respecto a la metodología actual.

¿Cambian los de ventanilla?

En una respuesta escrita, el Banco Central explicó que las entidades pueden continuar estableciendo los tipos de cambio de ventanilla que quieran.

"Tanto la normativa vigente como en la enviada en consulta no se estipula ninguna restricción para que los intermediarios definan sus tipos de cambio, por lo que estos son libres de establecer las cotizaciones finales a las que compran y venden dólares", aclaró la entidad en una respuesta escrita.

Es por eso que para el caso de personas que deban pagar créditos en dólares en un banco comercial y que requieran comprar dólares para efectuar su pago, pueden comprar los dólares en la entidad pero al tipo de cambio de ventanilla, o en mejores condiciones, según la capacidad de negociación que tengan con el intermediario cambiario, señaló el Banco Central.

Willy Carvajal, director de la Oficina del Consumidor Financiero, también coincidió con el Banco Central en que al pagar créditos en dólares con colones la entidad puede recibir los colones al tipo de cambio de ventanilla.

Carvajal explicó que el artículo 49 de la Ley Orgánica del Banco Central establece que se pueden pactar pagar en moneda extranjera las operaciones y obligaciones efectuadas en moneda extranjera con recursos provenientes del extranjero, como es el caso de los créditos en dólares.

Algunos banqueros consultados creen que la reducción en el margen cambiario de referencia influirá también en los de ventanilla, aunque otros dicen que habrá que esperar la propuesta definitiva.

"Ciertamente nada impide tener ventanillas diferentes a los tipos de cambio de referencia , pero será un gran disuasivo para los intermediarios financieros en ajustar los márgenes de intermediación al ver "referencias" con las que se realizan contratos comerciales", comentó Gabriel Alpízar, gerente de Tesorería del Banco de Costa Rica.

"La fecha de vencimiento para la recepción de observaciones es el 17 de Mayo y las instituciones participantes del sistema financiero estamos preparando y enviando nuestras observaciones a la metodología propuesta. Por lo tanto, de momento no se podría tomar como definitiva la propuesta del ente rector así como determinar los efectos que pudiera tener dicho cambio metodológico", opinó Mario Vásquez, director de Tesorería Scotiabank.

El Banco Central envió la consulta sobre esta nueva metodología el 27 de abril. La Asociación Bancaria Costarricense informó de que todavía no han enviado las observaciones y la Cámara de Bancos señaló que no tienen observaciones a la nueva metodología propuesta.