Los analistas creen que los precios en general serán moderados, siguiendo la tónica de los combustibles.

 19 agosto, 2014

Washington

Los precios al consumidor aumentaron 0,1% en julio, la menor tasa en cinco meses, debido a una caída en el precio de la gasolina, informó el martes el Departamento de Trabajo.

La gasolina tenía un aditivo que afectó a varios vehículos. | ARCHIVO.
La gasolina tenía un aditivo que afectó a varios vehículos. | ARCHIVO.

El aumento fue de 0,3% en junio y 0,4% en mayo.

La tasa de julio se debió a la caída de los precios de la gasolina luego de un fuerte aumento en junio. Los combustibles en general bajaron 0,3%, lo cual compensó un aumento del 0,4% de los alimentos, impulsados por el clima adverso y la sequía en California.

En los últimos 12 meses, la inflación al consumidor aumentó 2%, que se reduce al 1,9% al excluir los rubros de alimentos y energía. El aumento del 2%, que se considera moderado, alcanza la meta del 2% de inflación fijada por la Reserva Federal.

Los analistas creen que los precios en general serán moderados, siguiendo la tónica de los combustibles. El promedio nacional de la gasolina fue de 3,45 dólares el galón (3,8 litros) el lunes, 13 centavos menos que el mes anterior.

Para julio, el aumento del 0,4% en los alimentos fue el quinto incremento de esa magnitud o más en los últimos seis meses.

La caída en los precios de combustibles provocó la baja de los pasajes de avión, de 5,9% en julio tras un aumento del 10,9% en los cinco meses anteriores.