Mejora en el desempeño, reducción del estrés y una baja en el ausentismo de los trabajadores son tres ventajas provenientes del servicio de cuidado de los niños en una compañía

Por: Andrea González Mesén 27 mayo, 2015

Contar con una guardería en el lugar de trabajo brinda claros beneficios para los padres, sus hijos y, también, para el logro de metas en la compañía.

Mejora en el desempeño, reducción del estrés y una baja en el ausentismo de los trabajadores son tres ventajas provenientes del servicio de guardería.

Así lo comprobó un estudio del grupo estadounidense Bright Horizons Family Solutions, tras recabar opiniones de 3.500 padres trabajadores, en 900 empresas con centros infantiles.

De igual forma, estudios publicados por el Massachussetts Institute of Technology demostraron que este servicio fortalece el desarrollo familiar, baja la rotación de empleados, eleva la productividad y el sentido de pertenencia a la compañía.

Cada mañana, Esteban Ramírez deja a su hijo, Ignacio, en la guardería de su trabajo en Grupo Nación, en Tibás.
Cada mañana, Esteban Ramírez deja a su hijo, Ignacio, en la guardería de su trabajo en Grupo Nación, en Tibás.

En Costa Rica, un estudio de la Fundación Desarrollo Humano Vital mostró que contar con una guardería es una necesidad esencial para quienes tienen familia.

"El acceso está muy lejos de la posibilidad económica de la mayoría de colaboradores de una empresa", alertó la directora de la fundación, Adriana Alfaro.

"Más del 80% no usa este servicio porque son considerados costosos y porque la oferta es de media jornada, lo que conlleva una logística de traslado y costos adicionales", agregó Alfaro, sobre sus datos recabados.

Aspectos legales. El experto en derecho laboral de la firma BDS Asesores, Alejandro Trejos, aclara que este servicio no es un derecho porque no está especificado por la ley en Costa Rica.

"Simplemente, se trata de una oferta adicional del patrono", dijo el abogado.

Trejos explicó que el apoyo de una guardería suele brindarse través de un tercero, como una asociación solidarista, a fin de evitar conflictos.

En cuanto a las responsabilidades en cuanto a la guardería, el abogado mencionó que dependen del acuerdo al cual llegaron las partes.

No obstante, señaló la importancia de que la empresa contemple pólizas de riesgos para los menores, así como, los empleados reportados.

"Los alcances de esta guardería deberían ser muy similares a un centro privado, acompañado de una política interna que regule los requisitos e incorpora detalles como qué sucede en caso de incidentes o cancelación del servicio", dijo Trejos.

"La empresa tiene un beneficio directo con una mayor disponibilidad de sus colaboradores, quienes pueden laborar hasta jornadas extraordinarias, sabiendo que sus hijos están bien protegidos y cuidados", concluyó el abogado.

Etiquetado como: