Economía

Inestabilidad laboral afecta a joven de Guanacaste

Actualizado el 28 de junio de 2013 a las 12:00 am

Economía

Inestabilidad laboral afecta a joven de Guanacaste

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Liberia. Marcela Vásquez, quien vive en el barrio Condega en el casco urbano de Liberia, Guanacaste, tiene 24 años y en los últimos dos se le ha dificultado encontrar un empleo.

Ella trabaja desde que era una adolescente. Primero laboró en un restaurante de comidas rápidas y luego en hotelería en el golfo de Papagayo, en Guanacaste.

No obstante, la situación se ha vuelto difícil desde hace cerca de dos años. Solo ha trabajado intermitentemente como tres meses durante ese periodo.

Según los resultados de la Encuesta Continua de Empleo al primer trimestre del año, que publicó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos, gran parte de la población desempleada del país son jóvenes entre 15 y 24 años de edad, los cuales presentan una tasa de desempleo del 23,1%, más del doble de la nacional, de 9,6%.

“El problema es que en el campo de la hotelería se rota mucho al personal, y además de que cuesta mucho encontrar trabajo ahora, muy fácilmente lo despiden a uno”, dice Marcela, en su casa, luego de regresar con su hijo de un paseo del kínder a un centro de rescate de animales en Cañas.

Según la Encuesta en el sector hotelero laboraron en el primer trimestre cerca de 118.000 personas.

Marcela dice hablar bien el inglés producto de los años de experiencia en esos hoteles. Pero cree que eso no es suficiente y mientras está en casa a la espera de que le salga una oportunidad, se prepara en una institución parauniversitaria con cursos de Recursos Humanos y de Psicología.

No obstante, también piensa en que una forma de combatir esa dependencia de los patronos es crearse su propia empresa y ya hace esfuerzos por tener la propia preparación de cupcakes (pastelitos).

“Tengo ya parte del equipo, tengo la clientela, tengo las habilidades, solo me falta un empujón para echarme al agua, me gustaría mucho por estar más tiempo con mi hijo”, agrega esta liberiana.

Para ella, una motivación adicional es también el no ser totalmente dependiente de su esposo, que igualmente trabaja en hotelería pero ya con más estabilidad en su empleo.

“A pesar de que él (su esposo) le ayuda mucho a uno, para una como mujer es muy bonito ser independiente económicamente y aportar a la economía familiar también”, opinó .

  • Comparta este artículo
Economía

Inestabilidad laboral afecta a joven de Guanacaste

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota