Por: Óscar Rodríguez 21 noviembre, 2014

Los jóvenes aprovechan los restaurantes para reunirse. | ARCHIVO
Los jóvenes aprovechan los restaurantes para reunirse. | ARCHIVO

Los adolescentes de entre 12 años y 17 años usan la mitad del dinero que reciben a la semana para comprar alimentos.

Así lo determinó la encuesta “Lo que no conoce del consumo adolescente”, dada a conocer ayer por Unimer Centroamérica. El estudio determinó que los adolescentes administran, en promedio, ¢8.541 por semana.

Tras la comida, los pequeños gastos escolares, los pasajes de autobús y las recargas de celular consumen, en conjunto, el 30% de los recursos administrados por los jóvenes.

Los padres de los adolescentes son en nueve de cada 10 casos quienes satisfacen la necesidad de dinero, se determinó.

El análisis se realizó entre 400 personas de la Gran Área Metropolitana (GAM), tanto de colegios públicos como privados. El sondeo tiene un margen de error de 4,9 puntos porcentuales y una confianza del 95%.

Actividades. Los restaurantes de comida rápida y centros comerciales son los lugares de predilección para encuentros de los adolescentes, porque resultan de bajo costo.

“Los restaurantes de comida rápida son lugares accesibles para su bolsillo y agregan un componente social pues pasan con sus amigos en un ambiente relajado, como a ellos les gusta”, explicó Ana Lía Jiménez, directora regional de Unimer Centroamérica.

El estudio encontró que ocho de cada 10 jóvenes visitan al menos una vez al mes una cadena de comida rápida.

Para Jorge Figueroa, presidente de la Cámara Costarricense de Restaurantes, resulta lógica la visita a sitios de comida rápida debido a que son lugares baratos y se adaptan al presupuesto de los muchachos.

Respecto a los centros comerciales, tres de cada cuatro adolescentes entrevistados reconocieron que acuden al menos una vez al mes.

Jiménez recalcó que estos sitios son muy atractivos porque les permite estar con amigos en un espacio tranquilo.