658.444 jóvenes aspiran a tener auto en los próximos dos años, según estudio de Unimer y kölbi

Por: Carlos Cordero 1 noviembre

Los esfuerzos de las marcas al diseñar productos y servicios para alcanzar al 1,8 millones de jóvenes en Costa Rica deben afinarse y ajustarse todavía más a las necesidades y hábitos de consumo de este mercado.

En general las nuevas generaciones se destacan en la actualidad por las aspiraciones para viajar y tener vivienda, vehículo, carrera universitaria y un estilo de vida saludable, de acuerdo al segundo informe de la firma Unimer y del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), a través de su marca kölbi, denominado “Gentico: Zoom”.

Aunque este mercado adquirió importancia en los últimos años, desde que se caracterizaron las diferentes generaciones y en especial a los millennials (los nacidos desde 1980), los representantes de compañías y entidades en varios sectores reconocen que se debe hacer más.

Anabelle Ortega, directora ejecutiva de la Cámara de Bancos, señaló que este año formaron un foro en el que se está “mapeando” a este mercado, tanto por el uso de las herramientas electrónicas como por su influencia sobre otras generaciones de consumidores.

Jackeline González, directora de estrategia comercial de kölbi, señaló que el esfuerzo de innovación para ajustar los servicios es constante. “Nunca puede uno decir que es suficiente”, dijo.

Hazel Castillo, directora de Dream Marketing Digital, recomendó que en el caso de los bancos se debe pensar más en la educación financiera que en vender productos a este segmento, mientras que en el sector inmobiliario el costo de las opciones dirigidas a millennials todavía están fuera de su alcance.

Las marcas deben poner atención a las diferencias de conducta en comparación a los millennials de otros mercados.
Las marcas deben poner atención a las diferencias de conducta en comparación a los millennials de otros mercados.
Hay oferta

Los voceros de Coopeservidores, Coopenae, Grupo Mutual y Banco Nacional confirmaron que cuentan con productos específicos de ahorro y crédito para los jóvenes.

Además, desarrollan programas de educación financiera dirigidos a niños y jóvenes, algunos junto con el Ministerio de Educación Pública y la Fundación Omar Dengo.

Los esfuerzos parecen limitados, sin embargo, pues únicamente una tercera parte de los millennials ticos estarían generando algún ahorro, según el estudio de Unimer-ICE.

En el sector inmobiliario también hay proyectos dirigidos a los millennials, los cuales ofrecen avanzados servicios y alquiler de apartamentos con opción de compra, entre otras cosas.

En el sector de telecomunicaciones, la oferta de los operadores incluye paquetes prepago, redes sociales sin gasto de datos, dispositivos dirigidos al entretenimiento y la fotografía, opciones de conectividad, servicios de música y video en línea ( streaming ) y canales de autogestión, muy apetecidos por este mercado joven.

El ICE, dijo González, ofrece distintas alternativas de servicios fijos y móviles para atender las necesidades de estos usuarios y procura hacerlos llegar a través de sus diversos canales, como el sitio web y las redes sociales.

Lo mismo en otras marcas. “Dentro de nuestra oferta comercial, disponemos de diversas opciones de conectividad pensadas en función de los requerimientos de esta población”, aseguró Karla Espinoza, gerente de comunicación de Telefónica Movistar.

Infografía estudio Unmer-kölbi
Infografía estudio Unmer-kölbi
De interés

Para todas las industrias se trata de un mercado muy atractivo, por su volumen, sus hábitos y el potencial a futuro.

En el estudio de Unimer-ICE los jóvenes fueron diferenciados en tres grupos principales (aspirantes, disciplinados y aventureros), que se caracterizan por sus recursos limitados, su mayor nivel socioeconómico y su emprendimiento, respectivamente.

La investigación se realizó entre el 17 y el 29 de agosto del 2017 con entrevistas cara a cara, en los domicilios, a 1.200 personas de diferentes niveles socioeconómicos de 12 a 35 años.

Los hallazgos son de interés para las marcas, al extrapolarlos al resto del mercado de esta nueva generación.

Por ejemplo, 658.444 jóvenes (mayores de 18 años) aspiran a tener auto en los próximos dos años, los cuales se unirían a los 454.922 que ya tienen vehículo.

Además, el 97% tiene teléfono inteligente (smartphone) y el 95% usa Internet móvil, redes sociales, mensajería instantánea y varios dispositivos para comunicarse y hacer compras (25% ya lo ha hecho) en forma virtual.

Lo que más tendrían que poner atención las marcas es en las diferencias de conducta en comparación a los millennials de otros mercados.

“Las etiquetas que se usan para los millennials a nivel global no necesariamente se comparten en Costa Rica”, dijo Katherinne Serrano, directora de proyectos de Unimer.

Castillo, de Dream Marketing Digital, resaltó que el informe demuestra que no todos los jóvenes en Costa Rica son ninis (que ni estudian ni trabajan) y que la gran mayoría sí están preocupados por su futuro.

“Con este tipo de insumos llegamos a un entendimiento de estos usuarios para afinar más la oferta”, dijo González, del ICE.


Etiquetado como: