Por: Marvin Barquero 20 junio, 2013

 La subasta electrónica de cafés finos se realizó ayer. | ICAFÉ PARA LN
La subasta electrónica de cafés finos se realizó ayer. | ICAFÉ PARA LN

El café de muy alta calidad de la finca Fidel, procesado por el beneficio Olymar Santa Lucía III, de Lourdes de Cirrí, cantón de Naranjo, se vendió ayer a $3.010 el saco de 46 kilos (un quintal), en la subasta electrónica de Taza de la Excelencia.

Esa cotización significa más de 24 veces el precio del quintal de ayer ($122,75) en la Bolsa Mercantil de Nueva York, principal mercado de referencia para el café nacional.

En esa subasta se ofrecieron 22 lotes pequeños de café de muy alta calidad, los cuales fueron escogidos por jueces (catadores) internacionales, el 10 de mayo pasado.

El segundo lote con mejor precio llegó a $2.070 el quintal y procede de la finca La Palmilera, ubicada en San Lorenzo de Tarrazú.

Oldemar Arrieta, propietario del grano con mejor precio y también ganador del concurso de catadores, dijo que invertirá el ingreso adicional en obras de mejoramiento de su microbeneficio.