Autoridad monetaria advirtió que aplicará medidas si revaluación de la moneda extranjera comienza a afectar la inflación

Por: Patricia Leitón 4 marzo, 2014

San José

El presidente del Banco Central, Rodrigo Bolaños, manifestó, en una conferencia de prensa esta tarde, que en la institución prevén que el incremento en el precio del dólar afectará transitoriamente los precios de bienes y servicios, pero descartó que eso provoque efectos en la inflación de tal manera que tengan que cambiar las metas establecidas para este año.

"Aún y cuando la tasa interanual (de crecimiento del índice de precios) se fuera por encima del 5%, se vuelve a meter dentro del rango meta", dijo Bolaños.

La proyección es que este año la inflación crezca de 3% a 5%.

El presidente del Banco Central, Rodrigo Bolaños, explicó que la producción subirá un 3,4% este año.
El presidente del Banco Central, Rodrigo Bolaños, explicó que la producción subirá un 3,4% este año.

El jerarca explicó que no ven en los fundamentales de la economía local, ni de lo que está pasando internacionalmente, que el ritmo de depreciación del tipo de cambio actual se mantenga hacia futuro, esperan que el incremento se desacelere y se estabilice, y hasta podría volver a bajar.

Bolaños explicó que en el sistema de minidevaluaciones, el efecto del tipo de cambio en los precios fue teniendo una gran inercia pues los empresarios ajustaban sus precios conforme al incremento en el precio del dólar.

A eso se llamó inercia inflacionaria y fue una de las razones para cambiar del régimen de minidevaluaciones al de bandas.

Con el sistema del tipo de cambio fluctuando en la banda, éste juega otro papel, pero rompe con el vínculo entre tipo de cambio y precios como existía en el sistema de minidevaluaciones.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), informó esta mañana de que la inflación acumulada este año, medida con el índice de precios al consumidor (IPC), llegó a 1,42% en febrero pasado.

El presidente del Banco Central advirtió que si notaran que los empresarios que venden productos no afectados por el tipo de cambio comienzan a ajustar sus precios con base en una devaluación mayor, la autoridad monetaria podría tomar medidas para controlar la inflación, como el control de la liquidez y las tasas de interés.

Detalló que los bienes más transables, como combustibles, subirán de precio, y hay otros no transables, donde la cotización del dólar no tiene por qué afectarles y cuyos precios tienen que crecer menos.