Institución reportó déficit en enero de ¢591,6 millones, según la Sugef

Por: Óscar Rodríguez 14 febrero
Bancrédito tiene actualmente 763 trabajadores. Una de las opciones para sanear las finanzas del banco, discutida el año pasado por la Directiva, fue la salida de 200 empleados. La institución requiere ¢6.000 millones del Gobierno para aplicar dicha movilidad laboral. | MARCELA BERTOZZI/ARCHIVO
Bancrédito tiene actualmente 763 trabajadores. Una de las opciones para sanear las finanzas del banco, discutida el año pasado por la Directiva, fue la salida de 200 empleados. La institución requiere ¢6.000 millones del Gobierno para aplicar dicha movilidad laboral. | MARCELA BERTOZZI/ARCHIVO

El Banco Crédito Agrícola de Cartago (Bancrédito) está a un paso de caer en “irregularidad financiera”.

La entidad estatal tuvo, en enero pasado, una pérdida mensual de ¢591,6 millones y fue el quinto resultado negativo durante el último año, según datos de la Superintendencia General de Entidades Financieras (Sugef).

Si en febrero, la institución bancaria termina el mes con déficit, se expone a entrar en una situación de “inestabilidad o irregularidad financiera de grado dos”, según el Reglamento para Juzgar la Situación Económica-Financiera de las Entidades Fiscalizadas.

La norma de la Sugef establece que las entidades ingresan en dicha categoría cuando “presenten pérdidas en seis o más periodos mensuales, consecutivos o no, en los últimos 12 meses”.

Resultado financiero mensual
Resultado financiero mensual

La irregularidad financiera grado dos se aplicará a situaciones de inestabilidad de mayor gravedad que, a criterio de la Superintendencia, solo pueden ser superadas por la adopción y la ejecución de un plan de saneamiento, según la Ley Orgánica del Banco Central .

La Nación remitió consultas ayer a Bancrédito sobre este resultado y llamó a Gerardo Porras, gerente general de la entidad, pero no hubo respuesta al cierre de edición.

Detonante. El proceso concursal iniciado en enero pasado por almacenes Casa Blanca afectó a Bancrédito, pues esta entidad le prestó $3,3 millones a la empresa y debe hacer una provisión para cubrirse de la operación con problemas. Esto golpeó el estado de resultados del banco, en enero.

Bancrédito tuvo que hacer una provisión de ¢1.014 millones por deterioro en créditos malos, y logró una ganancia operativa de ¢422 millones, lo cual le generó la pérdida.

Sin embargo, la institución estatal enfrenta , desde el 2012, un deterioro después de perder la administración del Fondo de Financiamiento para el Desarrollo (Finade), con el cual obtuvo ¢12.000 millones en comisiones en cuatro años.

Adicionalmente, el año pasado, tres créditos malos afectaran sus finanzas.

La Sugef pidió al banco, en setiembre anterior, medidas para corregir sus dificultades.

La entidad financiera ideó, en conjunto con el Gobierno, una estrategia de fortalecimiento que analiza Sugef.

Esta semana habrá una reunión entre Javier Cascante, jerarca de la Sugef, y la Junta Directiva del banco para analizar las propuestas, confirmó Mariano Segura, comisionado del Consejo Presidencial Económico del Gobierno.

“Si bien la entidad se ha visto afectada por una serie de impactos sistémicos de pequeña magnitud, por ejemplo, problemas financieros de Casa Blanca, sigue contando con todo el respaldo del Gobierno para encontrar una solución a las vulnerabilidades que presenta la institución”, afirmó Segura.

La Nación intentó conocer la posición del jerarca de la Sugef, pero no fue posible contactarlo.

Escenario riesgoso. Si el Banco ingresa en irregularidad grado dos, la Sugef obligará a la entidad supervisada a presentar un plan de saneamiento. El plazo lo dicta la Superintendencia.

En caso de que la Sugef lo rechace, el Consejo Nacional de Supervisión del Sistema Financiero (Conassif) podría ordenar la intervención de la institución financiera, según dicta el reglamento de supervisión.