Algunos entes ya reconocen respaldos para crédito y otras están por hacerlo

Por: Carlos Cordero 15 junio, 2015

La Ley de Garantías Mobiliarias está vigente desde hace casi un mes –20 de mayo– y los bancos ya están en el proceso de recibirlas para financiamiento.

Esta ley permite respaldar créditos con facturas, cosechas o patentes, por ejemplo, para financiar operaciones y proyectos de innovación, en especial en pequeñas y medianas empresas. Además, obliga a su inscripción en el nuevo sistema creado por el Registro Nacional.

Los inventarios pueden constituirse en respaldos de operaciones de crédito. En la foto José Castillo marca el precio de los productos en el super Izalco ubicado en Barrio México. | ALBERT MARÍN / ARCHIVO
Los inventarios pueden constituirse en respaldos de operaciones de crédito. En la foto José Castillo marca el precio de los productos en el super Izalco ubicado en Barrio México. | ALBERT MARÍN / ARCHIVO

El Banco Nacional (BNCR) indicó que tiene 5.200 garantías que cumplen las nuevas condiciones y que ya realizó la inscripción de 1.400 , pues reconocía este tipo de respaldos (como prendas mobiliarias y contratos sobre intangibles) en créditos productivos.

Según Jorge Agüero y Víctor Acosta, directores de crédito y de Banca de Desarrollo del BNCR, respectivamente, ahora se podría ampliar la gama de respaldos.

Manfred Sáenz, director legal de Scotiabank, indicó que están identificando las garantías existentes que se ajustan a la nueva normativa y que también la están aplicando para nuevos créditos.

Eduardo Ramírez, director de la División Jurídica del Banco de Costa Rica (BCR), dijo se encuentran en el desarrollo de los modelos contractuales.

En el Banco Popular, la jefa de crédito, Milagro Hernández, dijo que están estableciendo la metodología por aplicar, de manera que hasta el segundo semestre recibirían garantías mobiliarias.

No falta nada. Las autoridades recalcan que los bancos ya pueden aplicar la nuevas normas.

“No falta nada para implementar la ley”, afirmó Luir Ramírez, director del despacho del Ministerio de Economía. Agregó que al ver el costo de inscribir una garantía mobiliaria (¢6.000) y el de una inmobiliaria (honorarios de notarios y valor porcentual del valor de bien), los bancos y las entidades no reguladas acelerarán el uso de las primeras.

Asimismo, Javier Cascante, superintendente general de Entidades Financieras, dijo que están por emitir dos adecuaciones a los reglamentos para actividades de banca de desarrollo y microcréditos, y para la regulación de riesgo de crédito.

Sin embargo, resaltó que ya los bancos pueden recibir las garantías mobiliarias bajo las reglas ya establecidas por la nueva ley y realizar “con eficiencia” el análisis de los deudores.