Por: Marvin Barquero 28 mayo, 2014

La cadena de supermercados Walmart y la Asociación Nacional de Industriales del Sector Arrocero (Aninsa) restaron importancia a las declaraciones del dirigente de los productores del grano Óscar Campos.

En respuesta a un correo electrónico, Yolanda Fernández, gerente de Asuntos Corporativos de Walmart de México y Centroamérica, dijo que no tienen relación con Campos y que tampoco saben cuál puesto desempeña actualmente.

Añadió que esa empresa basa su política de compras en el marco de la legislación costarricense, cuyas reglas respeta.

En tanto, Eduardo Rojas, presidente de Aninsa, señaló que los industriales fueron sorprendidos con la renuncia de Campos a la presidencia de la Asamblea Nacional de Productores de Arroz.

“Él es soberano de dar sus opiniones acerca de lo que guste. Nosotros seguiremos trabajando, como lo hacemos desde hace siete meses, en buscar un plan para soluciones a todos los actores de la cadena: el consumidor, el productor y el industrial”, enfatizó Rojas.

Señaló que la industria solo requiere de la materia prima (arroz, local o importado) a un costo adecuado y de un margen adecuado que le permita operar, para seguir en el sector.

“No voy a referirme mal a ningún sector”, finalizó.

Etiquetado como: