Según exjerarcas, las decisiones se han tomado sin tener un criterio coherente

Por: Marvin Barquero 25 junio, 2015
Los porcicultores exigen medidas porque, dicen, el incremento en el ingreso de carne de cerdo de varios países, como Chile, los tiene cerca de la quiebra. Según la cámara del sector, la situación afecta a unos 3.500 productores. Aquí una granja en El Guarco, Cartago. | ALBERT MARÍN
Los porcicultores exigen medidas porque, dicen, el incremento en el ingreso de carne de cerdo de varios países, como Chile, los tiene cerca de la quiebra. Según la cámara del sector, la situación afecta a unos 3.500 productores. Aquí una granja en El Guarco, Cartago. | ALBERT MARÍN

Los exministros de Comercio Exterior (Comex), Alberto Trejos y Marco Vinicio Ruiz, advirtieron ayer del riesgo que corre Costa Rica de una eventual denuncia en la Organización Mundial del Comercio (OMC), por las medidas arancelarias y sanitarias relacionadas con las importaciones.

Según los exjerarcas, las disposiciones no se han tomado con un criterio coherente y afectan la apertura que el país realizó por muchos años como parte de una estrategia planificada.

Para Ruiz, pareciera que se desconoce la normativa internacional. Además, agregó, se pone en riesgo el prestigio logrado por el país en la OMC y a escala internacional.

“Me parece que quizás, por razones ideológicas, están poniendo barreras a las importaciones, que van más allá de las tasas de protección (en algunos casos, bastante altas) que el país ha ido acordando, administrando y defendiendo en el pasado, y las cuales obedecen a una cierta lógica”, afirmó Trejos.

La OMC contempla mecanismos para denunciar a un socio comercial, cuando un país se siente afectado.

Costa Rica tomó medidas por el aumento en las importaciones de arroz pilado, por el ingreso de aguacate de varios países (entre ellos, México), por la venta de productos de origen animal de Chile y por los ingresos de papa industrial desde Estados Unidos y Canadá. También estableció una directriz de corto tiempo para el ingreso de huevo deshidratado.

En la agenda. Ruiz y Trejos dieron sus opiniones ante consultas de La Nación , mientras el tema de las medidas contra incrementos en las importaciones genera efervescencia en el país.

El Gobierno entregó ayer un plan a la Alianza Nacional Agropecuaria (ANA) para saldar su compromiso firmado, luego de la manifestación de productores, este martes, en los alrededores de la Casa Presidencial, en Zapote.

El documento no se conoció, pero el Ejecutivo insistió, en un comunicado, en que respeta las reglas del comercio internacional y sus decisiones se fundamentan en criterios técnicos.

ANA está formada por las cámaras Nacional de Agricultura y Agroindustria; la Unión Nacional de Pequeños y Medianos Productores Agropecuarios; el Consejo Nacional de Cooperativas, y la Unión de Pequeños Productores Independientes de Actividades Varias. Este grupo pide que se fijen más controles a las importaciones.

En tanto, los grupos opuestos a las medidas de control resaltaron ayer su satisfacción por la anuencia del Gobierno para establecer una mesa de trabajo que permita establecer soluciones ante la restricción al ingreso de algunos productos agrícolas.

Este foro lo forman las cámaras Costarricense de la Industria Alimentaria; de Importadores y Exportadores de Productos Perecederos de Costa Rica; de Comercio de Costa Rica, de Comercio Exterior de Costa Rica; de Industria y Comercio Costa Rica-México; Nacional de Turismo y Costarricense de Restaurantes, así como la Asociación de Consumidores.

En medio de las discusiones del Gobierno con los dos grupos opuestos, llegó ayer al país Francisco Javier Trujillo, director general de Sanidad Vegetal de México, a la cabeza de una delegación que, según la Embajada de ese país, presentará los argumentos técnicos suficientes para que se realice la reapertura de las importaciones de aguacate.