Las fincas producen para la compañía SFG Dulce que también alcanzó el sello de la ranita verde para la producción de sandía

 16 julio, 2015

San José.

Fincas de melón de los cantones de Garabito, Orotina y Nandayure lograron la certificación de Rainforest Alliance, con lo cual se convirtieron en las primeras en recibir tal distinción en el mundo.

Las fincas venden la fruta por medio SFG Dulce, una compañía que también alcanó el sello de la ranita verde (distintivo de la certificación) para la producción de sandía, informó en un comunicado Rainforest Alliance.

Para obtener el sello, las fincas cumplieron los lineamientos de sostenibilidad de la Red de Agricultura Sostenible (RAS), los cuales protegen el medio ambiente, la vida silvestre y procuran el bienestar de los trabajadores, detalló Rainforest Alliance.

La certificación indica que a empresa protege el medio ambiente y la vida silvestre y procura el bienestar de los trabajadores.
La certificación indica que a empresa protege el medio ambiente y la vida silvestre y procura el bienestar de los trabajadores.

Las ocho fincas certificadas Rainforest Alliance suman, entre todas, 723 hectáreas. Tanto el melón como la sandía con el sello Rainforest Alliance Certified se comercializarán en Europa bajo la marca Dulce.

Según explica Susan Hoekstra, gerente general de SFG Dulce, la producción de melón y sandía es bastante intensiva, con un corto ciclo de producción y uso de alta tecnología, lo que puede generar daños irreversibles en el entorno, sino se realiza adecuadamente.

Por tal situación, agregó, optaron por una certificación compatible con su filosofía de trabajo y acorde a su visión de futuro. Por eso eligieron la certificación Rainforest Alliance. "Estamos apostando para que nuestros clientes lleguen a valorar el esfuerzo que hacemos por producir de una manera ambientalmente consciente y socialmente justa; y de esta forma que prefieran nuestro producto entre la amplia cantidad de competidores en el mercado", comentó Hoekstra.