La CCSS habló de tres fallecidos, pero hija de uno de ellos alega que su papá sufrió infarto antes del sismo

Por: Eillyn Jiménez B., Daniela Cerdas E., Katherine Chaves R. 13 noviembre

Jean Carlos Zúñiga Chinchilla, de 24 años, puso a salvo a dos de sus sobrinas este domingo, cuando ocurrió el temblor de 6,9 grados que afectó al país. Lo hizo antes de desvanecerse en la puerta de su casa, producto del primer paro cardiorrespiratorio que tuvo esa noche.

Minutos después, antes de ingresar a la Clínica de Coronado, los paramédicos registraron un segundo evento cardiorrespiratorio y, por más que intentaron reanimarlo por 45 minutos, el joven murió.

Su hermana, Adriana Zúñiga Chinchilla, contó este lunes por la tarde que desde pequeño Jean Carlos mostró su fobia hacia los temblores y, aunque se desmayaba, nunca había presentado síntomas tan graves como los del domingo.

"Cuando ocurrió el temblor (de 6,9 grados), lo primero que él hizo fue ir al cuarto de mis hijas, agarrarlas y traerlas con él a un lugar seguro, al marco de la puerta. Luego se desmayó, le pasamos alcohol por la nariz, pero se puso morado y por más que tratamos de que volviera, no se pudo", explicó Zúñiga.

Adriana Zúñiga mostró varias fotos de su hermano Jean Carlos, quien murió el domingo luego de sufrir dos paros cardiorrespiratorios. Foto: Melissa Fernández
Adriana Zúñiga mostró varias fotos de su hermano Jean Carlos, quien murió el domingo luego de sufrir dos paros cardiorrespiratorios. Foto: Melissa Fernández

Ella montó a su hermano a un carro y, junto con su papá, comenzaron el viaje hacia el centro médico local. De camino, se toparon a una ambulancia, por lo que los cruzrojistas les brindaron ayuda.

Jean Carlos, quien estudiaba Medicina desde hace más de dos años, se caracterizaba por ser una persona alegre, amorosa y de un gran corazón, según sus allegados.

Incluso, su hermana mencionó que para diciembre estaba organizando una fiesta para niños de escasos recursos, para los cuales ya había reunido varios regalos.

"Queremos terminar lo que él empezó, por lo que vamos a hacer las investigaciones para que se haga la fiesta", afirmó Zúñiga.

Adriana manifestó que entre las actividades favoritas de su hermano estaban ir al cine, bailar, escribir y tomarse fotos.

Agregó que desde que nacieron, Lotes Méndez, en San Pedro de Coronado, ha sido su domicilio y, que a pesar de que solo ella y Jean Carlos habitaban con sus papás, tienen otros dos hermanos y todos se llevaban bien.

El funeral del joven será este martes en Coronado.

Allegados a la familia Zúñiga Chinchilla llegaron a dar su pésame este lunes. Foto: Melissa Fernández
Allegados a la familia Zúñiga Chinchilla llegaron a dar su pésame este lunes. Foto: Melissa Fernández
Infarto mortal

La otra víctima del temblor fue una mujer de 55 años llamada Teresa Viales. Ella vivía en Barrranca de Puntarenas y murió de un infarto al momento del sismo.

Según Jorline Quesada, allegada a la víctima, Viales estaba de paseo donde su hija, Cinthya, en barrio Los Cholos, en Jacó. La señora padecía del corazón.

"Ella vino ayer (domingo) como a las 6 p. m. y la hija no estaba. La casa estaba sola, pero ella logró entrar y los esperó adentro. No sé por cuánto tiempo se iba a quedar, pero sí de fijo iba a pasar la noche aquí, traía una maletita grande. Era muy tranquila y no se asustaba fácilmente, por eso no entendemos bien qué pasó.

"Es muy lamentable porque yo solo vi la ambulancia llegar y jamás pensé que fuera esto. Uno piensa que si se muere en un temblor es porque algo le cayó encima y no así", lamentó Quesada.

La víctima tenía tres hijas (incluida Cinthya) y un hijo. Además, era abuela de cuatro nietos. Este lunes por la mañana fue velada en la ciudadela Juanito Mora, en Barranca.

Teresa Viales estaba en el barrio Los Cholos, en Jacó, cuando ocurrió el sismo. Foto: Alonso Tenorio
Teresa Viales estaba en el barrio Los Cholos, en Jacó, cuando ocurrió el sismo. Foto: Alonso Tenorio

Según el Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (Ovsicori), el epicentro del temblor de 6,9 grados se ubicó 23,9 kilómetros al sureste de Jacó.

Cuatro minutos después de este, a las 8:32 p. m., se produjo otro movimiento de 5,1 grados y a las 8:36 p. m. ocurrió un tercer remezón de 4,1.

Se descarta tercera víctima

Durante la mañana de este lunes, la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) sostuvo que había tres víctimas mortales del sismo de 6,9 grados que afectó al país.

Sin embargo, por la tarde, la hija de uno de los fallecidos descartó que su papá muriera producto del temblor, pues él sufrió el infarto antes de que ocurriera el sismo.

Se trata de Alberto Segura Gutierrez, de 55 años, quien estaba este domingo en Jacó celebrando su cumpleaños y padeció un infarto, pasadas las 8 p. m.

Ya en el centro médico, ocurrió el temblor de 6,9 grados y, poco después, según los médicos, Segura falleció. Él era el director de la Escuela de Informática de la Universidad Nacional (UNA).

Alberto Segura tenía 20 años de trabajar de la UNA. Foto: UNA.
Alberto Segura tenía 20 años de trabajar de la UNA. Foto: UNA.

Las autoridades sostenían que él era una de las víctimas mortales del sismo; sin embargo, Alberto Salom, rector de la UNA, afirmó que la hija de Segura no relaciona el deceso con el movimiento, pues el infarto le dio antes.

El departamento de prensa de la UNA informó de que él había cumplido años el viernes y estaba con su familia celebrando. Tenía más de 20 años de trabajar en la institución.

Segura era vecino de Alajuela y sus funerales se realizaron este lunes a las 3 p. m. en el cementerio de esa localidad.

Información actualizada a las 7:21 p. m. con datos del joven Jean Carlos Zúñiga.

Etiquetado como: