El 10 de la selección tica reconoce que al inicio no fue fácil ser el heredero de Wílmer López y Wálter Centeno, pero aquello quedó en el pasado.

Por: Antonio Alfaro 24 junio, 2016

Bryan Ruiz no escapa al debate interno entre el sentimiento y el deber. Como capitán de la Selección ve a todos los jugadores por igual y respalda a muerte las decisiones del Macho Ramírez. Como hermano de Yendrick Ruiz, asegura que podría pensar injusta la ausencia del delantero herediano en la Tricolor. Así, Bryan se muestra en este diálogo como el jugador leal al equipo, al grupo, al técnico, sin dejar de vivir sueños personales.

Otros diálogos recientes: