Deportes

Costa Rica quedó eliminada ante Bélgica

Familiares de jugadores mostraron su orgullo por la actuación de la Sele Sub-17 en el Mundial

Actualizado el 02 de noviembre de 2015 a las 08:04 pm

No hubo celebración, pero el esfuerzo y la entrega fue suficiente para los seres queridos de los muchachos

Deportes

Familiares de jugadores mostraron su orgullo por la actuación de la Sele Sub-17 en el Mundial

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Los familiares de los jugadores de la Selección Sub-17 vivieron con tensión el partido ante Bélgica. (Melissa Fernández)

Los aplausos se antepusieron a las lágrimas y con una tenue sonrisa los familiares de los jugadores infantiles aceptaron la eliminación de sus hijos, hermanos y amigos en el Mundial Sub-17 de Chile.

La Selección perdió la noche de este lunes ante Bélgica 1-0 y se quedó en los cuartos de final, pero dejó muy orgullosos a sus familiares, quienes se reunieron a ver el compromiso en Plaza Vivo, en San Pedro.

Lea: Costa Rica paga el alto precio de un error y queda eliminada del Mundial Sub-17

No hubo celebración, es cierto, pero el esfuerzo y la entrega fue suficiente para sus parientes.

Julio Reyes, padre de Andy Reyes, recordó el sacrificio que ha tenido que hacer su hijo para estar en el Mundial.

"Él se sacrificó mucho para estar donde está. Tenía que coger café en San Miguel de Naranjo para comprarse sus cosas. Hasta 10 cajuelas cogía con su hermano Rolbin, porque su deseo siempre ha sido jugar al fútbol y comprarle una casa a su mamá" comentó don Julio.

"Por eso nos sentimos muy orgullos de todo lo que logró en el Mundial, junto a sus compañeros".

Clara Arguedas miraba atentamente a su hijo Alejandro Barrientos. Está segura que la portería es la posición más difícil en el campo y por eso, en silencio, vivía el compromiso ante los belgas.

"Me siento muy orgullosa, desde niño siempre quiso jugar un Mundial. Él empezó en el Brujas y de allí pasó al Saprissa", recordó doña Clara.

"Todos los jugadores hicieron un gran Mundial, es muy grande lo que lograron, como jugaron. Siempre me dijo que estuviera tranquila, que no me preocupara porque sabe que soy muy nerviosa", añadió.

José Smith, padre del defensa Ian Smith, observó en silencio el duelo ante los belgas; en primera fila, solo miraba a su esposa, Maribel Quirós, a quien le tomaba las manos, pues se notaba mán ansiosa en cada acción de la Tricolor.

"Uno trata de analizar los partidos, como los otros padres, para saber dónde están fallando y qué deben mejorar", confesó don José.

"Desde los 6 años Ian quiso jugar fútibol, porque era muy deportista, incluso representó a Pococí en tenis de mesa antes de meterse de lleno en el fútbol. Hoy me siento muy orgulloso de todo lo que han logrado y hasta dónde llegaron en el Mundial", agregó.

  • Comparta este artículo
Deportes

Familiares de jugadores mostraron su orgullo por la actuación de la Sele Sub-17 en el Mundial

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Juan Diego Villarreal

jvillarreal@nacion.com

Periodista de Deportes

Egresado de la Universidad Federada. Entre sus coberturas destacan los Juegos Olímpicos de Atenas 2004, compromisos eliminatorios de la Sele, así como Juegos Panamericanos y Centroamericanos y del Caribe.

Ver comentarios
Regresar a la nota