Deportes

La Selección Nacional perdió sus principales armas de ataque

Actualizado el 17 de octubre de 2015 a las 12:00 am

Centralizó su juego y disminuyó la creación de acciones de gol por las bandas en este año

En última eliminatoria no se dependía de los delanteros pues había más vías para anotar

Deportes

La Selección Nacional perdió sus principales armas de ataque

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Las vías de ataque de la Tricolor Mayor disminuyeron notablemente en el último año con respecto al equipo que disputó la pasada ruta mundialista.

Las cifras recolectadas por La Nación demuestran que la Sele se volvió más predecible en ofensiva durante el 2015, pues el 56% de los goles cayeron por jugadas elaboradas por el centro.

En cambio, por la izquierda solo se fabricaron el 11% de las anotaciones, el mismo porcentaje que por el costado derecho.

De igual manera, en la táctica fija se generaron el 22% de los tantos celebrados y aún no se marca de media distancia.

Es evidente que a tan solo 27 días del debut eliminatorio ante Haití, Costa Rica necesita recobrar la claridad en ofensiva que le permitió ser eficaz durante el último proceso mundialista.

En ese momento las formas de anotar eran múltiples: en jugadas por el centro se marcó el 30% de los goles; por la banda derecha, el 19%; por izquierda, el 26%; de táctica fija, el 18%; y en la media distancia, el 7%.

Esto le permitió a la Nacional no depender de los goles de los artilleros. Al existir tantas formas de ataque, podían aparecer los volantes y los defensores para colaborar en la red.

infografia

Incluso, los mediocampistas celebraron en más ocasiones que los delanteros.

“Hay que tener variabilidad en ataque porque los partidos eliminatorios son cerrados. Se vio ante Sudáfrica que la Sele intentó muchas veces con centros al área y no logró anotar”, explicó el técnico, Johnny Chaves

“En casa es clave tener varios recursos para sobrepasar las defensas reforzadas”, añadió.

Dependencia. Ciertamente, la falta de recursos en ataque durante este proceso también provoca otra secuela sensible: la Nacional depende demasiado del buen tino de sus delanteros, ya que se crean pocas alternativas de gol para los volantes.

Si Óscar Ramírez logra que el equipo aumente las vías de ataque, y sobre todo el juego por las bandas, Costa Rica podría sufrir menos cuando los romperredes llegan a los juegos eliminatorios peleados con el gol.

Mientras tanto, en el vestuario de la Selección dicen que se debe tener paciencia para encontrar la jugada idónea y no apresurarse al lanzar el último pase.

“Hay que jugar con esa frustración de penetrar y volverse insistentemente hasta encontrar el gol. Así toca a veces”, concluyó el volante Celso Borges.

  • Comparta este artículo
Deportes

La Selección Nacional perdió sus principales armas de ataque

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota