Deportes

Partido de ida de la final de Libertadores

Un empate intenso deja la última palabra para Brasil

Actualizado el 28 de junio de 2012 a las 12:00 am

Boca y Corinthians empataron a uno en un cerrado compromiso en La Bombonera

Partido de vuelta será el otro miércoles 4 en São Paulo, a las 6:50 p. m. de Costa Rica

Deportes

Un empate intenso deja la última palabra para Brasil

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Buenos Aires. AFP El argentino Boca Juniors y el brasileño Corinthian s empataron 1-1 en un intenso duelo de ida de la Copa Libertadores de América 2012 , jugado anoche en La Bombonera, en Buenos Aires, ante 50.000 espectadores.

El defensor Facundo Roncaglia (72’) puso en ventaja a los locales, pero cuando parecía que los auriazules se llevaban la victoria Romarinho (85’) anotó para el Timão.

La vuelta será el 4 de julio en el estadio Pacaembú de São Paulo.

En la previa, podía especularse con que Corinthians buscaría conseguir al menos un empate, sostenido en la fortaleza defensiva que exhibió a lo largo de toda la Copa; en los hechos, durante la primera parte, consiguió ese objetivo.

Un cabezazo elevado de Rolando Schiavi al 1’ sería la única acción de riesgo que generaría Boca durante un largo rato, dentro de un desarrollo trabado e intenso, con despliegue y buen ritmo, pero también plagado de imprecisiones.

Boca se mostró ambicioso y decidido, pero chocó contra la estructura ordenada de su rival, que se preocupó por atacar poco y defender bastante, con una férrea marcación sobre Juan Román Riquelme, el encargado de manejar los hilos del ataque boquense.

Encerrado entre los rivales y fastidiado por no poder elaborar juego, Riquelme se mostró incómodo. Esa imagen fue la misma que reflejó Boca, impotente para descifrar el esquema rival.

Para la segunda mitad, los xeneixes cambiaron y ofrecieron un juego con más dinámica en ataque con más sociedades para la generación de juego y movimientos de desmarque para buscar más espacios.

Eso le permitió arrinconar a Corinthians y acercarse al arco.

Goles. El premio al esfuerzo llegó tras un tiro de esquina, dos cabezazos en el área, un balón al palo y un zapatazo de Roncaglia en la línea.

El encuentro parecía quedar a merced de Boca, pero inesperadamente el local no supo cerrar a tiempo el resultado.

El técnico Tite acertó con el ingreso de Romarinho, que venía de anotarle dos goles a Palmeiras por el Brasileirão, y anotó el empate con una exquisita definición, tras pase de Paulinho a la espalda de Clemente Rodríguez.

En el último minuto Boca estuvo otra vez a tiro de la victoria, pero Darío Cvitanich desvió el rebote desde una posición inmejorable: también en la raya de de gol.

PUBLICIDAD

Como se esperaba, Corinthians supo complicar a Boca y ahora buscará su primera Libertadores en su propia casa.

Al mismo tiempo, no podrá descuidarse ante un rival con experiencia y capacidad para este tipo de duelos complicados.

  • Comparta este artículo
Deportes

Un empate intenso deja la última palabra para Brasil

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota