Deportes

Corrupción dejó secuelas en equipos implicados

Actualizado el 25 de agosto de 2012 a las 12:00 am

Deportes

Corrupción dejó secuelas en equipos implicados

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         Antonio Conte no podrá dirigir a su equipo desde el banquillo. | AP
ampliar
Antonio Conte no podrá dirigir a su equipo desde el banquillo. | AP

El arranque de la nueva temporada de la Serie A tiene una especial característica: no todos los clubes iniciarán con su casillero de puntos en cero.

Las sanciones por amaño de partidos dejaron al Sampdoria y Torino con un punto menos, Atalanta dos y Siena seis.

A lo anterior se suman las multas e inhabilitaciones que recibieron algunos de los implicados, entre ellos Antonio Conte, técnico de la Juventus, quien estará sancionado diez meses.

Los hechos se remontan a la Serie B (segunda división) del 2010-11, cuando en las jornadas decisivas de la competencia los apostadores ofrecieron dinero que ciertos jugadores aceptaron a cambio de manipular el resultado.

Según las autoridades, los clubes tienen una responsabilidad objetiva en el asunto, pese a que fueron algunos jugadores los verdaderos culpables.

De igual forma, Conte no tuvo participación directa, pero la justicia italiana le atribuyó culpabilidad por no informar sobre irregularidades que él conocía.

El entrenador podrá entrenar a su equipo, sin embargo, no podrá sentarse en el banquillo en los encuentros oficiales, incluidos los de la Liga de Campeones de la UEFA.

Otra polémica que envuelve a la Juventus es el número de estrellas que porta en su escudo. Cada estrella simboliza diez títulos.

En el club cuentan los dos scudettos retirados en el 2006 y venden camisetas con tres estrellas, que significan 30 torneos ganados

No obstante, en la Serie A estará obligado a jugar con dos estrellas, pues la Federación Italiana de Futbol solo le reconoce 28.

  • Comparta este artículo
Deportes

Corrupción dejó secuelas en equipos implicados

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota