Deportes

Un monarca de compasión y pena

Actualizado el 05 de octubre de 2012 a las 12:00 am

Deportes

Un monarca de compasión y pena

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Heredia. El reto de los futbolistas florenses dejó hace tiempo de estar en la cancha y pasó a la calle y la gradería; ahí donde están los que de verdad les dan de comer.

Por eso, lo que aconteció anoche fue apenas una nueva manifestación de esa necesidad, una estrategia de compasión y pena para un club desesperado.

Ver a Ismael Gómez y a Yendrick Ruiz vendiendo entradas dentro de una boletería fue eso: un reflejo de la crisis que vive el campeón. En las afueras del estadio, aficionados buscaban, alcancía en mano, algunas monedas para “arrimarle” al salario de sus ídolos. Mientras, a lo interno del estadio, otro grupo defendía sus propios intereses: documentos bajo el brazo, lo que se supone era personal de una tiquetera, intentaba embargar la taquilla.

Esa versión, sin embargo, fue desmentido por el vocero florense Roberto Carpio, quien aseguró que más bien se trataba de un exabogado del vicepresidente del equipo, Mario Sotela. Casualmente, este anoche decidió ir a poner la mano para saldar añejas deudas.

La iniciativa se adornó con una numerosa comitiva de la Fuerza Pública, que le dio a la previa un matiz más sucesero que deportivo.

Al final nada pasó. Fue día de pago, pero solo como Sotela manda.

Más curiosidades. Ya en la cancha, los actores tuvieron una jornada “normal”: hubo un apagón que por alguna razón no preocupó a nadie. Solo motivó un “Fuera Sotela” que retumbó en todo el reducto.

Carpio, hoy la mano derecha del empresario, tuvo lo suyo también, pero la seguridad interna evitó que los aficionados llevaran la situación más allá de lo verbal.

En el entretiempo, el defensor Cristian Montero agradeció por un parlante la compañía de la afición. Le recordó que por un “precio justo” podrían participar en la rifa de la camiseta de Víctor Núñez y de paso, los invitó a una lunada que los mismos jugadores organizarán para reunir fondos.

Fue una noche más en este Herediano. ¡Ah, y en medio de todo eso el Team ganó! Apenas la cuota de ironía necesaria para este monarca de compasión y pena.

  • Comparta este artículo
Deportes

Un monarca de compasión y pena

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota