Deportes

El dilema de Alajuelense: línea de tres o cuatro

Actualizado el 09 de noviembre de 2013 a las 12:00 am

Deportes

El dilema de Alajuelense: línea de tres o cuatro

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Herediano le pegó durísimo a la Liga. No tanto por haberle ganado (cualquiera puede perder en casa del campeón sin que sea una crisis), sino porque mostró lo predecible y dominable que es el sistema manudo.

Si las derrotas ante Carmelita y Puntarenas avisaron lo anticipable del ataque erizo, el Team lo acabó de constatar.

Herediano dominó a Alajuelense. Tanto así, que al mediotiempo Óscar Ramírez reconfiguró el parado del equipo: pasó de línea de tres a línea de cuatro. De ahí que uno no sepa a ciencia cierta como jugarán los erizos mañana, en el clásico ante Saprissa.

La Liga sacó muchos réditos jugando con línea de tres zagueros, dos extremos muy libres, un contención, dos volantes mixtos y dos delanteros.

Ese sistema permitía a los erizos condicionar al rival y les daba muchas variables de ataque.

¿El problema? Cuando enfrentan a un rival con un bloque ordenado y buen contragolpe. Ahí les cierran los espacios y no encuentran las ideas para abrirlos.

Al adversario se le vuelve tan fácil como esperar en su propia cancha, poblar la media para recuperar la pelota y salir rápido al marco de Patrick Pemberton.

Cuando Machillo para cuatro hombres atrás –con un contención y un mixto, dos volantes por los lados y dos delanteros– abre los costados como autopistas para subir hacia el área del rival.

En ese esquema, que es el que Ramírez siempre usó en su anterior paso por el equipo, los rojinegros encuentran asociaciones por las laterales y suman hombres por donde les plazca atacar.

¿El problema? Pierde acceso por el centro, pues no cuenta con un creativo y el contención como el volante mixto deben tener mayor resguardo defensivo para tapar el costado que quede abierto.

Sobran fichas. Muy diferente a lo que pasa en la acera del frente, la Liga casi no tiene lesionados.

Solo José Salvatierra y Alfonso Quesada están completamente descartados para el clásico y casi que el resto del torneo.

Además, jugadores como Alejandro Alpízar, Allen Guevara, Johan Venegas, Armando Alonso y otros, han venido tomando ritmo y cuestionando a supuestos titulares como Jerry Palacios, Kenneth García, Álvaro Sánchez y compañía.

PUBLICIDAD

Eso sí, no hay jugadores encendidos o en un gran momento.

Más rompecabezas: hay muchas fichas para pocos puestos.

  • Comparta este artículo
Deportes

El dilema de Alajuelense: línea de tres o cuatro

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota