Deportes

La historia contradice a Carlos Watson, la posición en la que se clasifica sí pesa

Actualizado el 19 de abril de 2016 a las 12:00 am

Los equipos mejor ubicados en la tabla han ganado el 66% de los duelos finales

Líder o segundo general ganaron título en 9 de 13 ocasiones desde Invierno 2009

Deportes

La historia contradice a Carlos Watson, la posición en la que se clasifica sí pesa

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El Deportivo Saprissa tiene la opción de jugar una eventual final en casa si mantiene el primer lugar.

Decir que clasificar a semifinales es lo importante y que el lugar en que se haga no tiene relevancia, es desconocer por completo todos los antecedentes.

La posición en la fase regular pesa y hace la diferencia en las series a muerte súbita. Así lo refleja una historia que no miente y que contradice a Carlos Watson. El técnico de Saprissa aseguró hace un mes que le era indiferente ser primero o cuarto, pese a que hoy está en la cima del campeonato y afirma querer amarrar ese puesto.

Desde el Torneo de Invierno 2009, certamen en el que se instaló la ventaja deportiva, se han disputado 38 enfrentamientos directos y en el 66% de los casos salió victorioso el club que cerró en mejor posición en la general.

Incluso, desde esa fecha, nueve de los 13 equipos que se consagraron campeones ocuparon el primero o segundo lugar en la primera fase.

Si bien es cierto, solo en el 10% de las semifinales se ha hecho efectiva la ventaja deportiva, tras un empate en el marcador global, el cerrar en casa y vivir un mejor presente ayuda, según técnicos que disputaron estos choques.

“Se dice que no es importante el lugar en el que se avance, sino pasar, pero es para mandar un mensaje psicológico a los jugadores. Estar más arriba ayuda; de lo contrario, nadie lo buscaría y no es solo ventaja deportiva, es cerrar de local”, dijo Horacio Esquivel, semifinalista con Limón en el Invierno 2015.

Mauricio Wright, líder y campeón con Brujas en el invierno 2009, afirma que cuando se pasa en mejor ubicación, entran a jugar factores que ayudan, como la desesperación del rival por equiparar el duelo y la obligación que tienen en el primer choque de llevar la iniciativa y ganar, a diferencia de quien terminó más arriba.

El club que ocupó los dos primeros puestos sabe que hasta con dos empates clasifica y, por ende, puede especular un poco más, cerrar espacios en la ida y rematar en casa, señaló Wright.

“Depende de cómo se puede aprovechar la ventaja deportiva. Lo ideal es estar arriba; todos queremos meternos en la parte más alta para llegar bien y con la moral alta”, señaló el timonel.

Hernán Medford comparte este criterio, y por eso no esconde que busca a toda costa la cima con Herediano para tener más factores a su favor en la fase final.

“Es importante ser primero o segundo, porque las estadísticas mandan y ayudan. No es que por eso ya estamos del otro lado, pero si nos toca cerrar en casa, será muy complicado para el rival”, señaló Medford. Colaboraron Fanny Tayver y Juan Diego Villarreal

  • Comparta este artículo
Deportes

La historia contradice a Carlos Watson, la posición en la que se clasifica sí pesa

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Cristian Brenes

cristian.brenes@nacion.com

Periodista de Deportes

Periodista en la sección de Deportes de La Nación. Bachiller en Periodismo en la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre el Cartaginés.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota