Deportes

Dos años y medio de sequía tampoco dejaron proceso

Actualizado el 12 de diciembre de 2012 a las 12:00 am

Deportes

Dos años y medio de sequía tampoco dejaron proceso

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         El delantero Mynor Escoe es parte de esa lista de canteranos que ya no forma parte de la inestable planilla morada. | ARCHIVO
ampliar
El delantero Mynor Escoe es parte de esa lista de canteranos que ya no forma parte de la inestable planilla morada. | ARCHIVO

La sequía de títulos de Saprissa está acompañada por un problema aún más serio: la falta casi absoluta de proceso.

En dos años y medio de escasez, los morados tampoco lograron sentar las bases para revertir la crisis en la que ahora están inmersos, pues la urgencia por el cetro ha buscado resultados inmediatos a base de refuerzos.

Para poner un ejemplo, el Torneo de Invierno no le abrió ninguna puerta a las divisiones menores, pese a que esa fue una promesa del cuerpo técnico saliente.

Los morados no debutaron a ni un solo jugador de su cantera; en su lugar, el equipo se reforzó con siete figuras provenientes de otros clubes, de las cuales solo José Carlos Cancela tuvo un protagonismo al menos aceptable.

El torneo anterior tampoco fue muy diferente, pero por lo menos se dio a conocer el talento de Yeltsin Tejeda y Juan Bustos Golobio, o bien los casos de Jordan Smith y el propio Mynor Escoe, ahora fuera de la institución.

Comparación. Aunque por lo general las comparaciones son tediosas –en especial si es con el archirrival–, el caso de Alajuelense es un ejemplo de un proceso en medio de la crisis.

Mientras Saprissa celebraba su pentacampeonato, los manudos trabajan en armar un equipo para dar la pelea, una apuesta difícil pero que dio resultados.

Hoy los erizos no solo viven de la renta de ese proceso, sino que además tienen una nómina llena de canteranos que se saben de memoria el sistema y juego que predica su cuerpo técnico.

En Tibás, en cambio, los constantes cambios de estratega y jugadores han impedido que se consolide un sistema y una titular.

Esa condición también obligará al venidero cuerpo técnico a enfocarse en el ensayo y las pruebas en busca de un sistema que los acerque al éxito, siempre bajo la premisa de la inmediatez.

Por eso es de esperar que el nuevo timonel llegará con sus propios refuerzos e ideas en busca de su propio proceso, el mismo que ya intentaron sin éxito Roy Myers, Juan Manuel Álvarez, Alexandre Guimaraes y Daniel Casas.

PUBLICIDAD

Quedará por ver cuánta cuerda tendrá el que viene y si la escasez de títulos también continuará evitando que se consolide un proceso.

  • Comparta este artículo
Deportes

Dos años y medio de sequía tampoco dejaron proceso

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota