Deportes

Alajuelense también se enfrenta a la estadística

Actualizado el 21 de diciembre de 2015 a las 12:00 am

Solo en dos de 11 finales desde 1990, se remontaron dos goles de diferencia.

Deportes

Alajuelense también se enfrenta a la estadística

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Danny Carvajal, portero de Saprissa, le gana un balón aéreo al delantero de Alajuelense Jonathan McDonald, ayer en el juego de ida de la final del Torneo de Invierno 2015 en el estadio Ricardo Saprissa. | LUIS NAVARRO

Alajuelense tendrá este miércoles una tarea que solo Herediano y Saprissa han logrado cumplir en los últimos 25 años: darle vuelta a una final en la que se llega con dos goles abajo.

En 11 ocasiones, desde 1990, un club llegó al segundo compromiso con dos goles de diferencia y, de ellas, solo en dos consiguió remontar el marcador y alzar el título.

Lea: Saprissa vence a Alajuelense y consigue un valioso botín para visitar el Morera Soto

La primera serie fue la final ganada por los morados en el Torneo de Invierno 2008.

En aquella ocasión, el conjunto morado cayó 2-0 ante los manudos en el Morera Soto, pero en el juego de vuelta se impuso 3-0 en el estadio Ricardo Saprissa, con goles de Alejandro Alpízar, Armando Alonso y Jairo Arrieta.

El protagonista de la segunda vez fue el Team, en el Torneo de Verano 2013, cuando le empató a Cartaginés el 3-1 de la ida, en el estadio Eladio Rosabal Cordero. Al final se impuso en penales 5-4.

Otro dato que está en contra de los rojinegros es que en 24 de las 42 finales disputadas en Primera, el equipo que ganó el primer juego fue el campeón, según datos del periodista Cristian Sandoval.

Lea: Francisco Calvo: 'Falta otro partido, esto apenas empieza'

18 años de sequía. La última final que los rojinegros le ganaron a su archirrival fue en 1996-1997.

En ese año, los erizos, como equipo visitante, derrotaron (2-3) a la S . Para el juego de vuelta, el marcador terminó empatado a un gol, con lo que llegó la estrella número 19 de las 29 que tienen.

Desde ese momento, alajuelenses y saprissistas jugaron tres finales más y en todas ellas el Monstruo levantó el título.

Sin embargo, los dirigidos por Hernán Torres afirman que aún restan 90 minutos, en el juego de vuelta de este miércoles a las 7 p. m. en el estadio Morera Soto.

“Estamos ansiosos, deseo llegar a mi casa, tratar de dormir y ojalá levantarme y que sea el partido. El 2-0 es un resultado engañoso y por ese motivo tenemos que pensar en lo que viene, máxime que estamos en nuestra casa”, comentó Armando Alonso.

Criterio similar tiene el panameño Adolfo Machado, quien cree que su equipo no se puede sentir triunfador.

“Tenemos una ventaja importante, pero no hay nada definido. Es bueno llevarnos la victoria, aunque en este tipo de series, y más en un clásico, cualquier cosa puede pasar”, argumentó.

Por su parte, el mediocampista Néstor Monge aseguró que harán un partido inteligente.

“Tenemos que hacer casi un juego perfecto en Alajuela para no vernos en apuros, pero esto es fútbol y hay que jugar ese partido”, señaló Monge.

  • Comparta este artículo
Deportes

Alajuelense también se enfrenta a la estadística

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Daniel Jiménez

daniel.jimenez@nacion.com

Periodista de Deportes

Periodista en la sección de Deportes de La Nación. Bachiller en Periodismo en la Universidad Latina. Escribe sobre el Deportivo Saprissa.

Ver comentarios
Regresar a la nota