Deportes

Equipo novato en semifinales

Limón le puso una sonrisa a sus males

Actualizado el 04 de diciembre de 2012 a las 12:00 am

Tras casi descender en el torneo anterior, el cuadro de la Tromba del Caribe hoy sueña con alcanzar un título

Llegada de Luis Fernando Fallas le dio al grupo mayor unión entre experimentados y nuevos baluartes

Deportes

Limón le puso una sonrisa a sus males

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Limón le puso una sonrisa a sus males - 1
ampliar
Limón le puso una sonrisa a sus males - 1

Durante el año, Limón FC tuvo que lidiar con una serie de problemas económicos, un pésimo rendimiento en el primer semestre y hasta vivir con el hecho de tener a su presidente tras las rejas.

Pese a todo esto en sus cabezas, los jugadores caribeños siempre mantuvieron su alegría dentro y fuera de la cancha.

Esa cualidad es hoy la que lo tiene metido entre los grandes del futbol nacional.

Para Limón FC meterse a las semifinales ya es un hecho de felicidad. Es la excusa perfecta para un pueblo urgido de algún escape a sus diversos problemas.

Ascenso. Al inicio del torneo, Limón era el favorito de todos para cargar el peso del último lugar.

Apenas se salvó del descenso en el Verano 2012 solo por el hecho de tener a Orión en un estado mucho más pobre y crítico.

Fue ahí donde Luis Fernando Fallas pidió la palabra, dio un paso al frente y asumió el reto con una idea muy firme en su cabeza: creer en el enorme talento de los nuevos valores limonenses.

Así, jugadores como Mayron George, Lemark Hernández y Andrey Francis, pasaron de ser grandes promesas a pilares fundamentales pese su corta edad.

Además, a puro olfato Fallas hizo jugar a los jóvenes Henry Cooper y Jesús Camacho, dos de los jugadores más importantes en el actual certamen, uno por su cuota goleadora, y el otro como muralla inquebrantable en el mediocampo.

La amalgama se completó con una excelente relación de grupo, donde los jugadores de experiencia como Kurt Bernard y Delbert Cameron sirvieron de figuras paternas para muchos de estos jóvenes.

Cenicienta. Tal vez la inexperiencia del conjunto limonense sea su principal punto en contra.

Como cenicienta en el baile, los caribeños llegaron por primera vez a semifinales dejando atrás historia, estadísticas y los pronósticos.

Para ese ansiado debut les tocará como rival de turno un Alajuelense con una generación que ya sabe lo que es un tricampeonato.

Su modesta planilla hace pensar que el León manudo comerá fácil a su presa, pero los rojinegros apenas lograron robarle un punto a los caribeños en la fase regular.

PUBLICIDAD

Por si fuera poco las penurias vividas los obligan a salir del calor del Juan Gobán de Limón, al Estadio Nacional en una apuesta que toca más el bolsillo que el corazón.

Pero es entendible si se toma en cuenta que tan solo unas semanas atrás los jugadores realizaron un intercolegial para recaudar fondos y así dar respiro a sus familias.

En la actividad lograron una suma cercana al ¢1.500.000, según indicó el veterano Cameron.

Ahora, la empresa privada le extendió una mano de ayuda al grupo para tener una preparación digna de cara al ansiado juego semifinal.

Por eso el juego de mañana va más allá de un resultado, pues será la ocasión perfecta para ayudar a un grupo de jugadores, que tras un balón olvidaron todos sus males, y hoy sueñan con un título, al igual que lo hacen los grandes.

  • Comparta este artículo
Deportes

Limón le puso una sonrisa a sus males

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota