Deportes

Herediano y Alajuelense, dos equipos impredecibles encaran el duelo de siempre

Actualizado el 26 de abril de 2014 a las 12:00 am

Deportes

Herediano y Alajuelense, dos equipos impredecibles encaran el duelo de siempre

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El florense Víctor Núñez (izquierda) supera la marca de Johnny Acosta de Alajuelense el pasado 29 de enero en el estadio Eladio Rosabal Cordero./Alexander Otarola

Esta es la típica serie a muerte súbida de los últimos cuatro años. Herediano y Alajuelense se topan una vez más –la sexta– en un duelo por las instancias finales del fútbol nacional.

Son los encarnizados rivales de siempre, los protagonistas de una película de 180 minutos –o más– que se repite año tras año, hasta con el mismo desenlace.

Sin embargo, la historia podría cambiar este Verano. Si en la más reciente final entre ambos se les acusó de ser equipos predecibles, esta vez la moneda está realmente en el aire.

Los aficionados a vaticinar alineaciones, sistemas de juego y ganadores, la tienen difícil. Adivinar la forma en que manudos y florenses saldrán mañana a la cancha del estadio Eladio Rosabal Cordero no es tarea sencilla ni con una bola de cristal.

Desde la llegada del técnico uruguayo César Eduardo Méndez al banquillo (siete fechas atrás), el Team ha mostrado alineaciones distintas en cada uno de sus partidos.

En la construcción de su equipo, el nuevo timonel florense ha utilizado 24 jugadores y al menos tres sistemas diferentes, con hombres que en ocasiones cumplieron funciones inusuales en ellos.

Del consabido esquema que el extimonel Marvin Solano planteó hace cuatro meses en la final del Torneo de Invierno 2013, parece quedar cada vez menos.

“No sé si fue sin querer o queriendo, pero desde que llegamos acá han habido muchísimas variantes, hemos manejado diferentes situaciones, hemos empezado juegos de una manera y terminado de otra, si tengo armas para poder hacer daño a los rivales, las voy a utilizar”, explicó Méndez.

Cartas de sobra. En la acera del frente, acostumbrado a estudiar a fondo a sus rivales antes de plantar su once estelar, Óscar Ramírez quizá no haya tenido fácil su análisis de este nuevo Herediano.

No obstante, tiene de que ampararse para reducir su eventual preocupación.

En la búsqueda del equipo ideal para competir al mismo tiempo en el torneo local y la Liga de Campeones de Concacaf, el Machillo utilizó a toda la planilla manuda.

Aunque no llegó a la final del torneo regional, sí le alcanzó para clasificar a semifinales del Verano y dejarse la ventaja deportiva que tantos réditos le dio en la semifinal anterior contra Saprissa.

De paso, el ejercicio sirvió para poner a punto a todos sus hombres y probar, con éxito, varios esquemas sin olvidar la seguridad defensiva que distingue a la Liga en las series finales.

Así, el Machillo tiene un amplio lote de cartas a las que echar mano para sorprender a su rival.

  • Comparta este artículo
Deportes

Herediano y Alajuelense, dos equipos impredecibles encaran el duelo de siempre

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota