Deportes

Un certero Alajuelense derrota 2-0 a Carmelita

Actualizado el 28 de octubre de 2015 a las 07:23 pm

Deportes

Un certero Alajuelense derrota 2-0 a Carmelita

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Ariel Soto marcó el gol que tiene ganando a Alajuelense sobre Carmelita. (Luis Navarro)

Una jugada a dos bandas, sin pensarlo, por supuesto, tuvo anoche Alajuelense, que extendió su distancia en liderato tras vencer 2-0 a Carmelita y recibir la noticia de que Herediano había caído en casa con la UCR.

Tales resultados le pusieron condimento al cierre de un partido a ratos aburrido en el Morera Soto, en el que los tantos Ariel Soto y José Guillermo Ortiz, y la enorme actuación de Víctor Bolízar, sirvieron para despabilar.

Pese a que comenzó con un tanto tan sorpresivo como tempranero, a la Liga le costó tomarle el pulso al encuentro.

Y no fue porque el equipo trabajara mal, sino porque Carmelita funcionaba bien, metódico.

Después del minuto 10 el balón fue de los verdolagas, que jugaron esta vez como locales.

Una y otra vez se aproximaron al área, la primera al 12’, cuando un centro de tiro de esquina de Starling Matarrita casi se cuela de forma olímpica sino es porque Patrick Pemberton alza los brazos y la manda afuera.

Mientras que los rojinegros seguían encerrados vino la mejor del primer tiempo, y la más clara, cuando Matarrita, pulmón local, recuperó por derecha y tocó a La Fecha Barbosa, quien tras una mala recepción quiso corregir y embocar, mas Pemberton salió y despejó jugándose la integridad.

Sin más gas para carburar, Carmelita fue perdiendo el control, y pronto José Guillermo Ortiz, relevo natural de Johan Venegas, comenzó a merodear el área.

Al 32’ este delantero envió desde la izquierda un centro la cabeza de Alonso, pero Bolívar, estirado, rozó con los dedos el balón y lo desvió al poste derecho, fuera.

Dos minutos más tarde Guevara probó suerte fuera del área, y al 35’ Bolívar volvió a ser héroe cuando le sacó la pelota a Lezcano de las piernas frente al marco.

Encimado, Carmelita solo atinó a encerrarse y esperar que llegara el descanso; el balón ya no era suyo y la Liga despertaba.

Tal y como lo hicieron en el arranque, los “visitantes” quisieron sentenciar de madrugada, y esta vez fue Ortiz, el mejor de los manudos, quien sacó un obús que se coló entre el vuelo de Bolívar el poste derecho; inalcanzable.

Era suficiente para los manudos, que solo tenían que acelerar para asustar, pues esa, la velocidad, es su mejor arma, es letal.

No hubo más de Carmelita, que vio como Bolívar voló de palo a palo sacándole balones a Rodríguez, Guevara y Lezcano.

El resto lo hizo la U, que empujó aún más arriba el liderato.

  • Comparta este artículo
Deportes

Un certero Alajuelense derrota 2-0 a Carmelita

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota