Deportes

La Liga avasalló a los Guerreros del Sur

Alajuelense devasta a Pérez Zeledón y deja un caos a su paso

Actualizado el 23 de noviembre de 2015 a las 12:00 am

Manudos toman fuerza en la recta final del torneo y hunden a su rival en el sótano

Deportes

Alajuelense devasta a Pérez Zeledón y deja un caos a su paso

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El portero Luis Diego Sequeira rechaza el disparo de José Ortiz, pero para su mala suerte, la bola pegó en José Garro y fue autogol. | RAFAEL PACHECO

Alajuelense llegó a Pérez Zeledón como una tormenta tropical pero salió convertido en un huracán categoría 5.

Con un inobjetable 2-7, la Liga arrasó a los Guerreros del Sur y tomó fuerza en el liderato justo en la recta final del Torneo de Invierno.

Las secuelas del vendaval las sufrió el equipo casa, que no solo quedó con la moral golpeada, sino que además continúa sumergido en el fango y expuesto a fuertes medidas que sacudirán la planilla.

Al juego disputado en el estadio Municipal de Pérez Zeledón le sobraron 45 minutos porque apenas se inició el segundo tiempo todo estaba resuelto.

A esas alturas del compromiso el marcador indicaba un 1-3 a favor de los rojinegros que prácticamente les aseguraba la victoria en territorio sureño.

Sin embargo, apenas era el inicio de la tragedia para los guerreros y el festín para el puntero del campeonato.

Vamos por partes. En la etapa inicial Alajuelense ganaba 0-2 en diez minutos y aunque PZ buscó levantarse de la cenizas con una diana de Anllel Porras, la capacidad ofensiva de los hombres de Hernán Torres desarmó cualquier intento de supervivencia para los locales.

Justo a los 53 segundos del complemento, cuando los erizos firmaron el cuarto, la magnitud de su ataque se volvió incontrolable al punto de que les dio tiempo de meter tres tantos más.

Armando Alonso, Osvaldo Rodríguez y Alfonso Quesada hicieron fila para acribillar a Luis Diego Sequeira, quien tuvo también la mala fortuna de que José Garro le anotara un autogol.

Perfectamente el líder pudo firmar un resultado mucho más catastrófico. empero, no atinó lo suficiente para salir con un botín estruendoso y masacrar a unos generaleños vulnerables.

Dos caras opuestas. La Liga goleó porque nunca quebró el guión propuesto por su entrenador: elaborar juego, tocar, servir, buscar el espacio y lanzar desde fuera del área, sin pensarlo dos veces, como lo hizo con buen pie el Pato Rodríguez.

Los manudos tampoco desajustaron su defensa, a pesar de la ausencia del capitán Johnny Acosta, quien tuvo jornada libre por los juegos de la Sele .

Salvo la falta de Ariel Soto sobre Anllel Porras que terminó en penal, la zaga eriza no pasó grandes sobresaltos y proyectó desde ahí la solidez necesaria para que el resto del equipo tuviera una jornada placentera.

En cuanto a los Guerreros del Sur, estos dejaron las armas y los escudos en el camerino, por instantes apelaron al corazón pero era tan grande la tormenta que tenían encima que no pudieron librarse de ella. Hoy PZ sufre las secuelas de un rival que lo devastó y dejó un caos a su paso por San Isidro de El General.

  • Comparta este artículo
Deportes

Alajuelense devasta a Pérez Zeledón y deja un caos a su paso

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota