Deportes

Liga, Herediano y todos los demás…

Actualizado el 30 de octubre de 2015 a las 12:00 am

Deportes

Liga, Herediano y todos los demás…

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El Invierno se enrumba a la mayoría de edad con Alajuelense prendido en la cima y un solitario perseguidor que, tras caer ante Universidad, ahora quedó a 6 puntos.

Farinha se le atragantó al Team y lo despojó de un largo invicto en casa, aunque no lo aparta de la disputa por el liderato pues Herediano se mide con la Liga este domingo y puede dejar las cosas como estaban.

El choque se volvió clave porque podría arrojar luz acerca de quién terminará primero o cuando menos proyectar números para ver si alguno reclama por adelantado la chapa de favorito.

El Alajuelense de Hernán Torres es como el carácter de su técnico: volcánico y arrollador, aunque hace algunas concesiones en defensa que los reflejos y la ubicación de Patrick Pemberton maquillan como empates merecidos o victorias justas, gracias a los goles de Andrés Lezcano (ante Liberia y Santos, por ejemplo).

El exbrumoso pasó de delantero descafeinado con los blanquiazules a hombre-gol decisivo, porque capitaliza muy bien su movilidad permanente, su sentido para llegar desde atrás y su definición a un toque, con esos derechazos rasos pegados al poste.

Herediano tropezó ante la U, es cierto, pero en realidad vive una campaña sin sobresaltos, al mando de un Odir que colgó la osadía de un clavo y si tiene que plantear un juego equilibrado para asegurar los puntos, lo hace; eso sí, sin traicionar el gusto florense por el juego cuando hay que mandar en el partido, hacer los goles y administrar la ventaja.

Saprissa está lejos para perturbar a los dos favoritos. Se encomendó a Carlos Watson como Herediano llamó en su momento a Odir, es decir, confiado en que una voz experta y autorizada pueda en donde otros no lo lograron. La fe es que cuando se ponga al día con el calendario, el equipo esté tercero y, la verdad, es que no está pegado del cielo. Ya venció a Uruguay y el domingo visita a Cartaginés.

Los blanquiazules están prendidos arriba por la mano de César Eduardo Méndez, pero no son candidatos porque en esos partidos clave, como ante Herediano, lucen tímidos y dan la sensación de estar un par de escalones por debajo.

Lo de Limón es una bocanada de aire fresco. Al mando del psicólogo Horacio Esquivel, con problemas económicos que son marca de fábrica, pero un brillo intenso en los ojos de sus futbolistas, está ahí, bajo el olfato goleador de Erick Scott.

A Uruguay lo mata la bipolaridad. Un día arrincona a Alajuelense en el Labrador y lo despacha con facilidad, y otro se pierde en un juego de imprecisiones. Y con Santos uno nunca sabe. Es el rey de la irregularidad. Fracasaron en los partidos en que pudieron dar el salto, pero sumaron de nuevo a mitad de semana para volver a soñar.

  • Comparta este artículo
Deportes

Liga, Herediano y todos los demás…

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota