Deportes

El Mundial de Florencia despide un año de alegrías para Edith Guillén

Actualizado el 28 de septiembre de 2013 a las 12:00 am

Deportes

El Mundial de Florencia despide un año de alegrías para Edith Guillén

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Guillén usará el dorsal 115 en su debut como mundialista.  | ARCHIVO
ampliar
Guillén usará el dorsal 115 en su debut como mundialista. | ARCHIVO

Independientemente del resultado de hoy sábado, el Mundial de Florencia ya es el broche de oro para un año que llenó de alegrías los pedales de Edith Guillén.

El 2013 colocó a la tica como la campeona nacional de ruta, campeona centroamericana (San José 2013) y le abrió las puertas al ciclismo europeo con Lointek, el conjunto español que ahora cruza los dedos por hacerse con sus servicios por un año más.

“Ha sido excepcional, he estado muy contenta a pesar de que me falta el Mundial, le doy muchas gracias a Dios por abrirme tantas puertas, de haber vivido tanto este año deportivamente, de demostrarme que estamos para más”, dijo Guillén, quien aseguró que aún no tendrá que valorar si acepta o no la propuesta.

Por eso, tiene claro que los 140 kilómetros de la prueba de hoy serán para vivirlos, para disfrutar de lo que será, por mucho, el mayor reto de su carrera.

“Trataré de asumir el reto con muchísima responsabilidad, esta no será una carrera más, por eso voy con mucho más entusiasmo y más ilusión, quiero vivir la carrera, aprovecharla y disfrutarla”.

Estrategia. El panorama para la costarricense no es muy diferente al de Andrey Amador o Gregory Brenes: irá sola entre un pelotón de equipos, por lo que la estrategia pasará mucho por ver qué hacen los conjuntos que llevan en el cuello el cartel de favoritos.

“Somos 141 corredoras, después de 60 kilómetros llanos viene un circuito de 12 km (5 vueltas) que es bastante exigente con subidas que se las traen, la carrera se va a empezar a definir ahí, así que tenemos que tratar de luchar por detrás.

“En mi tiempo aquí en Europa he sufrido muchísimo en las carreras, el nivel es muy alto y aquí va a ser todavía más, hay equipos con seis corredoras mientras otras vamos solas, hay muy pocas latinas y yo soy la única centroamericana, entonces la idea es aguantar lo más que podamos”, aceptó.

Por eso Guillén, quien utilizará el dorsal 115 en su debut mundialista, es honesta en su primer objetivo: lograr llegar a la meta.

  • Comparta este artículo
Deportes

El Mundial de Florencia despide un año de alegrías para Edith Guillén

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota