Escultor Jorge Jiménez Deredia hizo los diseños

El arte precolombino moldeó el pebetero y las medallas

Últimas noticias

San Rafael, Alajuela. Las majestuosas esferas de piedra y uno de los deportes más antiguos del mundo fueron la principal fuente de inspiración para que el escultor Jorge Jiménez Deredia le diera forma al pebetero y las medallas de los Juegos Centroamericanos .

Apegado a su mundo esférico, interpretándolo siempre como un símbolo de identidad que nos heredaron nuestros antepasados, las esferas moldearon el pebetero que estará ubicado en el costado norte del Estadio Nacional y se mantendrá encendido por todas los Juegos.

“El tema general de las justas son las esferas, por eso yo quise desarrollar este tema. Ellas son nuestro símbolo de identidad. Acá no hay pirámides como en Egipto o México, y no son solo una forma geométrica, sino que hay un mensaje dentro, que es como el oro”, indicó Jiménez Deredia.

El escultor fue seleccionado desde el 2010 por la organización para realizar los principales símbolos de las justas centroamericanas.

El diseño consiste en un gran círculo o disco de cobre que se abre y que contiene un elemento de oro en su interior, de donde sale la llama.

Ese elemento fue enchapado todo en oro y es donde se ubica el quemador que dará la llama olímpica.

Precisamente ese fue uno de los detalles que más costo realizar, según comentó el escultor.

Para ello se cuenta con la ayuda de Fulvio Pettazzoni, técnico italiano que trabajó en el encendido de la llama olímpica de la Olimpiada de Invierno de Turín 2006.

Pettazzoni llegará al país para supervisar toda la colocación del pebetero, que sería entre los días 17 y 25 de febrero, y no se marchará hasta el final de las justas, pues su principal objetivo es que la flama nunca se extinga.

Conjunto. Pero el escultor costarricense no solo tuvo la tarea de realizar el pebetero, ya que por una situación de cohesión la organización también le pidió realizar las medallas y la antorcha.

Para las medallas Deredia tomó como inspiración el deporte de la pelota, en el cual el objetivo era golpear el balón con la cadera y pasarlo por un círculo de piedra, el que tuvo un gran auge en la región.

“Me inspiré en uno de los elementos que servía como marcador. Logré transformarlo en una escultura y de ahí hice una génesis para que inspirara la evolución de los juegos”, explicó el escultor.

A diferencia del pebetero, que fue hecho en la localidad de Pietrasanta, Italia, las medallas están siendo confeccionadas en Costa Rica y tendrán un tamaño de unos 10 centímetros de diámetro.

La antorcha, que recorrerá las siete provincias, tuvo un rediseño en su estructura principal y reflejará las tres medallas (oro, plata y bronce) que son entregadas a los atletas ganadores.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: El arte precolombino moldeó el pebetero y las medallas