27 mayo, 2014

Ginebra

La Organización Mundial de la Salud (OMS) prepara unas recomendaciones para los estados miembros sobre cómo intentar luchar contra el creciente fenómeno del uso de los cigarrillos electrónicos.

"Los cigarrillos electrónicos son claramente un problema de salud pública, es por ello que estamos estudiándolos", afirmó hoy Armando Peruga, director del programa sobre prevención de enfermedades no transmisibles.

Peruga explicó que un grupo de trabajo en el seno de la OMS ha estudiado el fenómeno durante este año y hará un informe sobre cómo luchar contra un consumo creciente.

Los cigarros electrónicos emanan vapor de agua y algunos pueden contener nicotina.
Los cigarros electrónicos emanan vapor de agua y algunos pueden contener nicotina.

Este informe se hará público en dos o tres meses, señaló, sin querer dar más detalles.

El uso de tabaco es la principal causa de muerte evitable en el mundo.

Anualmente, seis millones de personas mueren por causas ligadas al consumo de tabaco, de las cuales 600.000 son fumadores pasivos.

La OMS advierte de que, si no se actúa con prontitud y eficacia, hacia 2030 ocho millones de personas morirán anualmente de causas ligadas al consumo de tabaco, el 80 por ciento de ellas en países de ingresos bajos y medios.