Técnica se llama EXIT (Tratamiento Intraparto Ex útero) y es la primera vez que se realiza en el país

 20 agosto, 2014

Médicos del Hospital Calderón Guardia y del Hospital Nacional de Niños se unieron para realizar, por primera vez, la intubación de una bebé justo después de su nacimiento y así evitarle la muerte.

A la menor, vecina de Curridabat, se le desarrolló un tumor benigno que cubría su cuello y mitad del rostro. Le estaba presionando la tráquea, por lo que no hubiera podido respirar tras nacer si no se le intubaba.

"Se le detectó el tumor cuando se le hizo un ultrasonido en el Ebáis y desde entonces nosotros seguimos el caso de cerca, programamos la cesárea", explicó Danilo Medina, jefe de Ginecología del Hospital Calderón Guardia.

La cesárea fue programada para el 3 de julio, con un embarazo ya a término, para que la bebé tuviera mayor desarrollo y más fuerzas.

Este es el equipo médico que realizó la intubación de la bebé y la extracción parcial de su tumor.
Este es el equipo médico que realizó la intubación de la bebé y la extracción parcial de su tumor.

La niña fue sacada, pero no se cortó el cordón umbilical inmediatamente, pues requerían de este para que se mantuviera respirando mientras era intubada.

La parte más difícil consistía en que los médicos solo tenían cinco minutos para colocar el tubo que le permitiria respirar, pues es el tiempo que la placenta le permite oxigenación al cuerpo. Esto se logró en solo dos minutos.

Posteriormente la bebé fue llevada a una incubadora abierta, donde se estabiliza, se le realizan pruebas de resonancia magnética y se determina que su tumor mide 4x10 cm y le cubría desde la base del lóbulo de la oreja izquierda hasta el cuello.

Ese mismo día es llevada al Hospital Nacional de Niños, donde se le realizan más pruebas y se determina qué parte del tumor debe extirparse. Se le programa la cirugía para 14 días después. La cirugía resulta exitosa, y tres días después la menor ya había sido extubada y respiraba por ella misma.

Hoy, mes y medio después de su nacimiento, esta menor ya lleva una vida normal, ambos equipos médicos aseguran que madre e hija están saludables.