15 mayo, 2015

Los cuatrillizos que nacieron este jueves en el Hospital Calderón Guardia se encuentran bien de salud y bajo observación en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales de este centro médico.

Los tres niños y la niña permanecerán durante al menos mes y medio o dos meses, a la espera de ganar al menos 1.800 a 2.000 gramos de peso, en este momento su peso ronda entre los los 900 y los 1.100 gramos.

"Los bebés están bien, bajo observación de los neonatólogos. Teníamos todo el plan listo y se pudo actuar bien, aunque fuera una cesárea de emergencia, pues ella entró en labor de parto. Afortunadamente, como esto ocurrió en la mañana, todo el personal estaba disponible y ya todos sabían qué hacer", expresó Arnoldo Matamoros, director del Calderón Guardia.

"La mamá está bien, recupérandose, posiblemente pueda irse a su casa en un par de días, aunque sabemos que después de eso pasará casi todo el día en el hospital con sus hijos", agregó.

Las autoridades del hospital Calderón Guardia deben realizar la operación de cadera en abril del 2015.
Las autoridades del hospital Calderón Guardia deben realizar la operación de cadera en abril del 2015.

Aunque en este momento el Calderón Guardia tiene ocupada por completo su sala de cuidados intensivos neonatales, esto no afecta el plan para el nacimiento de los sextillizos, pues es algo que la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) ya tenía contemplado.

"Si ellos nacieran hoy no podríamos apoyar, pero la dinámica en cuidados intensivos es muy cambiante, es posible que en el momento que nazca uno de nuestros pacientes ya tenga las condiciones suficientes para pasar a cuidados intermedios y sí se pueda recibir uno", comentó Matamoros.

En una entrevista anterior, la doctora María Eugenia Villalta, gerente médica de la CCSS explicó que si no hubiera espacio en los hospitales centrales, los niños que estén en una mejor situación o categoría "amarilla" en el Hospital México podrían ser trasladados a los centros médicos de Heredia o Alajuela.