Gravamen significa 69,8% de lo que pagan ticos por cada caja de cigarrillos

Por: Irene Rodríguez 8 julio, 2015

El precio de una cajetilla de cigarrillos en Costa Rica se aproxima a ¢1.600. De ese monto, ¢1.116 (el 69,8%) corresponden a diferentes tipos de impuestos, incluido el de ventas.

Esa carga en tributos acerca al país a la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de que el 75% del valor de un paquete corresponda a gravámenes. Así se desprende del informe Epidemia mundial del tabaco 2015 , difundido este martes por ese organismo.

En el listado de la OMS, Costa Rica aparece en el puesto número 58 de 180 naciones con más impuestos al tabaco. Esta posición la comparte con otros países con la misma cantidad en impuestos, como Canadá, Argentina y Niue (país insular en Oceanía).

¿Cómo ayuda la carga de impuestos al tabaco a que disminuya el impacto del fumado en las personas? De acuerdo con Margaret Chan, directora general de la OMS, “aumentar los impuestos al tabaco es una de las formas más efectivas de reducir el consumo de estos productos que matan”.

La opinión de Chang es compartida por Douglas Bettcher, coordinador de Enfermedades Crónicas y No Transmisibles de la OMS. “Hay evidencia en China y Francia que muestra que el aumento de precios, producto de más impuestos, ha hecho que bajen la prevalencia de fumado y las enfermedades relacionadas”, sostuvo Bettcher.

¿Funciona? Una de las críticas a subir los impuestos al tabaco es que se incrementa el contrabando de cigarrillos.

El 28 de junio, La Nación publicó que, según el viceministro de Hacienda, Fernando Rodríguez, dos reformas aprobadas por los diputados en el 2012 (Ley General de Control de Tabaco y sus Efectos Nocivos en la Salud y Ley de Fortalecimiento a la Gestión Tributaria) favorecieron el crecimiento del tráfico ilegal y contrabando de cigarrillos.

El especialista uruguayo en temas de control de fumado, Eduardo Bianco, dijo a La Nación que estudios en su país demostraron que el contrabando no aumenta.

“En mi país, los precios de los cigarrillos estaban en $1,17 en el 2005 (unos ¢640) y ahora se venden en $3,50 o $4 (¢1.900 a ¢2.200). La prevalencia del fumado sí ha bajado de un 32% a un 23%”, manifestó el experto uruguayo.

Lo bueno. En informes anteriores, la OMS había destacado a Costa Rica en otros temas de la lucha contra el tabaco. Por ejemplo, se citaron las clínicas gratuitas que ayudan a las personas a dejar de fumar y la ley que prohíbe hacerlo en sitios públicos. También se habló de los esfuerzos del país por conocer el perfil del fumador, para saber cómo ayudarlo.