Cobertura mundial de vacunación cayó a 86%, menos del 90% recomendado para asegurar inmunidad

Por: Irene Rodríguez 17 julio
Hospital San Juan de Dios. La auxiliar en enfermería, Lorena Castro, aplica una vacuna a la recién nacida Naily frente a su madre Keilyn Salazar Madrigal y vecina de Alajuelita.
Hospital San Juan de Dios. La auxiliar en enfermería, Lorena Castro, aplica una vacuna a la recién nacida Naily frente a su madre Keilyn Salazar Madrigal y vecina de Alajuelita.

Aproximadamente 12,9 millones de niños en el mundo –cerca de uno de cada diez– no recibieron las vacunas que requerían durante el 2016.

Estas son las conclusiones del último reporte de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), entidades que desde hace 15 años analizan las tasas de vacunación en 194 países.

Para el año pasado, se vio que esa cantidad de menores no recibieron ninguna de las dosis que exige la inoculación contra difteria, pertusis (tos ferina) y tétano (DPT) y 6,6 millones ellos solo obtuvieron la primera dosis, mas no la segunda.

Esto los pone en riesgo de sufrir enfermedades mortales.

En algunas partes del mundo la situación es más crítica. Por ejemplo, el año pasado ocho países tuvieron menos del 50% de cobertura de vacunación DPT: República Central de África, Chad, Guinea Ecuatorial, Nigeria, Somalia, Sudán del Sur, Siria y Ucrania.

Desde el 2010, el porcentaje de los niños que han completado toda la vacunación está en 86%, cuando lo ideal es que esté sobre el 90%.

"La mayoría de los niños que no están inmunizados son los mismos que se le 'escapan a los sistemas de salud'. Es decir, son menores que por su pobreza y exclusión tampoco tienen otros servicios básicos de salud. Debemos hacer un esfuerzo para llegar más allá, las vacunas pueden salvar entre dos y tres millones de vida cada año", manifestó Jean-Marie Okwo-Bele, directora de Inmunización, Vacunas y Medicamentos Biológicos de la OMS al presentar el informe.

Baja vacunación contra sarampión

Otro de los aspectos que preocupa a las autoridades mundiales de salud es la vacunación contra el sarampión.

En ese sentido, se notó que el 85% de los niños recibe su primera dosis, pero solo el 64% logra la segunda. De acuerdo con la OMS, esta cobertura es insuficiente para prevenir brotes y posibles muertes.

Un pronunciamiento de la OMS ya había dicho la semana anterior que en el 2016 Europa registró 35 muertes por sarampión, debido a la baja de la vacunación.

Esto debido, principalmente, a padres que se niegan a inocular a sus hijos por miedo a que las vacunas causen autismo, algo que estudios científicos han desmentido durante años.

"Las vacunas nos garantizan equidad en salud, por eso debemos asegurarnos de que lleguen a todos los países. No se trata de prevenir enfermedades cualquiera, son males que ponen en riesgo la salud de las personas", comentó Robin Nandi, jefa de inmunizaciones de Unicef.

En Costa Rica

Costa Rica es de las naciones que más se acercan a los ideales de vacunación de la OMS. La Ley General de Salud y el Código de Niñez y Adolescencia obligan a los padres o tutores de los menores a cumplir con el esquema de vacunación completo, a no ser de que los menores presenten algún padecimiento especial como el cáncer o tengan un sistema inmunitario deprimido.

De acuerdo con el reporte de la OMS, la vacunación por BCG (Bacilo Calmette Guerin, contra la tuberculosis) en el país está en un 89,2%. La cobertura del DPT ronda el 96% y la de Hepatitis B el 90,6%.

Mientras que la protección contra la meningitis está en 97,3%, la de polio en 96,1%, las de neumococo en 96% y la de sarampión y rubeola en 93%.