22 julio, 2015
La restricción de edad para comprar la píldora fue eliminada hace dos años en los Estados Unidos
La restricción de edad para comprar la píldora fue eliminada hace dos años en los Estados Unidos

Nueva York

Más de una de cada cinco adolescentes estadounidenses, sexualmente activas, han utilizado la píldora del día siguiente, un marcado aumento que quizá refleja la mayor facilidad que tienen ahora para comprar ese anticonceptivo de emergencia.

De acuerdo con un informe difundido este miércoles, el uso de esa píldora entre las adolescentes ha tenido un aumento constante respecto de la década anterior, cuando la cifra era de una entre 12 chicas. Ahora, cualquier adolescente puede comprarla sin receta.

La conclusión se desprende de una encuesta que efectuaron los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) de Estados Unidos.

Dichas encuestas son consideradas la mejor fuente de información del gobierno sobre la conducta sexual de los adolescentes y el uso de anticonceptivos entre ellos.

El informe mostró que hay poca variación reciente en el uso de la mayoría de los demás métodos para impedir el embarazo entre las adolescentes que han tenido relaciones sexuales.

Casi todas dijeron que han usado condones y más de la mitad que han usado la píldora anticonceptiva.

El hecho de que más adolescentes compraran la píldora del día después al volverse más accesible es indicio de que “los adolescentes, al igual que los adultos, a menudo no son muy buenos para la anticoncepción” , dijo Bill Albert, director general de la Campaña Nacional para Impedir los Embarazos entre Adolescentes y No Planificados.

“En la lucha entre el sexo y el sexo con anticonceptivos, a menudo gana el sexo” , agregó.

La píldora del día siguiente contiene una dosis más alta de la hormona femenina progestina en comparación con los anticonceptivos ordinarios.

La píldora puede reducir las probabilidades de un embarazo en casi 90% si la mujer la toma antes de las 72 horas después de que haya tenido relaciones sexuales sin protección.

Desde 2006, las adolescentes de al menos 18 años podían comprarla sin receta, en tanto que la restricción de edad fue anulada hace dos años. Cuesta habitualmente entre $35 y $50.

El informe de los CDC se basó en entrevistas efectuadas a unas 2.000 adolescentes de entre 15 y 19 años de 2011 a 2013 en Estados Unidos.

Otro de los principales hallazgos del informe es la proporción de adolescentes que afirman haber tenido relaciones sexuales.

Las estadísticas muestran una disminución constante en comparación con finales de la década de 1980 y principios de la década de 2000, declinación atribuida ordinariamente a una mejor educación sexual y una mayor preocupación de los adolescentes sobre el sida y otras enfermedades de transmisión sexual.

Los expertos consideran que la menor actividad sexual entre los adolescentes y el mejor uso de los anticonceptivos han contribuido desde 1991 a una asombrosa disminución de los embarazos en adolescentes.

Sin embargo, la declinación en el número de adolescentes que han tenido relaciones sexuales se estabilizó hace más o menos una década en alrededor de 45% tanto para mujeres como para hombres, y no hubo modificación en el informe más reciente.

En 1988, las cifras eran de 60% entre adolescentes hombres y 51% entre adolescentes mujeres.

"¿Por qué se igualó la declinación? Es difícil responder, pero siempre habrá una proporción considerables de adolescentes que tienen relaciones sexuales. ¿Hay probabilidades de que baje a 30%?, posiblemente no" dijo Albert.