Únicamente se autorizaron tonos grises y no blanco con negro, como mostraba la imagen facilitada a 'La Nación' por OBP Arquitectos

Por: Silvia Artavia 7 junio
La imagen difundida este miércoles por Cultura es totalmente diferente a la facilitada a La Nación por la firma OBP Arquitectos.
La imagen difundida este miércoles por Cultura es totalmente diferente a la facilitada a La Nación por la firma OBP Arquitectos.

El Ministerio de Cultura aclaró que la única variante que sufrirá la fachada del Gran Hotel Costa Rica, tras la remodelación total que atraviesa, será en color, y que solo se autorizaron tonos grises.

La entidad cultural desmintió que los colores que vaya a tener el inmueble sean blanco y negro, como mostraba la imagen facilitada a La Nación el pasado viernes 2 de junio, previo a la publicación del sábado 4.

La fotografía que acompañaba al artículo fue enviada a este medio por la firma a cargo del remozamiento, OBP Arquitectos, gracias a la intermediación del mismo Centro de Patrimonio del Ministerio de Cultura.

Tres días después (hoy, miércoles 7 de junio), luego de que el tema de la remodelación del hotel indignara a los ciudadanos y al sector de arquitectos del país, la entidad envió un comunicado de prensa en el que detalló cómo lucirá la fachada de este centro de hospedaje, que es patrimonio histórico y arquitectónico de Costa Rica.

En la nota aclaratoria, Cultura explicó que las arcadas históricas sobre las cuales se asienta el inmueble tampoco serán intervenidas.

José Joaquín Jiménez Méndez, nieto de Luis Paulino Jiménez Ortiz (impulsor de la construcción del hotel, en 1930), difundió días atrás una carta en la que se mostraba alarmado por la supuesta desaparición de las arcadas que sugería la foto proporcionada por la firma OBP Arquitectos.

Tras los hechos de los últimos días, el Colegio Federado de Ingenieros y Arquitectos (CFIA) se unirá al Centro de Patrimonio para realizar la inspección conjunta de la obra.

Se estima que los trabajos en el hotel concluyan en diciembre del 2017.