Por: Michelle Soto 31 octubre, 2015
Gracias al programa Vigilantes del Agua, los 73 centros educativos inscritos en el programa lograron cambiar su grifería por una más eficiente que les permitiera ahorrar agua.
Gracias al programa Vigilantes del Agua, los 73 centros educativos inscritos en el programa lograron cambiar su grifería por una más eficiente que les permitiera ahorrar agua.

Para ahorrar agua, basta con tener voluntad. Así lo demostraron los estudiantes de la Escuela José María Castro Madriz, en Barrio Córdoba, donde se lanzó la edición de este año del programa Vigilantes del Agua que cumple ya seis años de enseñar a los niños y jóvenes a conservar este recurso natural.

Vigilantes del Agua es un programa que data de 2009. Es una iniciativa del Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) y cuenta con el apoyo del Sistema Coca Cola.

El programa tiene presencia en 73 centros educativos y a la fecha se han capacitado a 73.725 estudiantes. Gracias a este esfuerzo se ha logrado ahorrar 432 millones de litros de agua en estos seis años.

¿Cómo lo hacen? Lo primero es identificar las oportunidades de ahorro. Luego se adecuan las instalizaciones del centro educativo, sea escuela o colegio, para maximizar el uso de agua. Entre las adecuaciones está el cambio del sistema de tuberías, la instalación de grifería eficiente o la colocación de tanques de almacenamiento de agua potable que permita continuar con las lecciones cuando exista un faltante del líquido suministrado por la entidad encargada.

La etapa final del programa consiste en concientizar a los estudiantes para que realicen un uso racional del recurso hídrico y se preocupen por su conservación.

Por ejemplo, el Liceo José María Castro Mardiz logró reducir en 64% su consumo mensual de agua en el último año. Antes este colegio consumía 1,67 millones de litros de agua y ahora consume 14.000 litros, lo que implica un ahorro mensual de 1.056 litros.

El Colegio Técnico Profesional INVU Las Cañas en Alajuela, por su parte, disminuyó su consumo de agua en 50%. Antes consumía 1,12 millones de litros de agua y ahora 618.000 litros. Eso representa un ahorro mensual de 508.000 litros de agua.

"El programa Vigilantes del Agua tiene una visión más allá de reducir la factura del agua, pues aspira a educar a niños y jóvenes, de manera que se crea una nueva generación con mayor conciencia, responsabilidad y valoración del recurso hídrico, logrando así que se cambian los hábitos de consumo en sus escuelas y, de igual manera, incidan en sus familias para la adopción de buenos hábitos de consumo", comentó Yamileth Astorga, presidenta ejecutiva del AyA.

"En el Sistema Coca-Cola reafirmamos nuestro compromiso con la conservación y protección del recurso hídrico, promoviendo en los estudiantes su uso responsable y buscando que este hábito se multiplique en sus familias", agregó Catherine Reuben, gerente de Asuntos Corporativos de Coca-Cola FEMSA para Centroamérica.