Por: Irene Rodríguez 30 marzo, 2014

El objetivo era darle “un respiro al planeta” apagando las luces una hora y, a la vez, hacer conciencia para cuidar del medio ambiente.

Imagen sin titulo - GN
Imagen sin titulo - GN

Según su huso horario, a las 8:30 p.m., más de 7.000 ciudades de 157 países se sumaron a la denominada La Hora del Planeta, una iniciativa promovida por el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés).

“Es un apagón con el que se demuestra compromiso y apoyo con el planeta”, cita la página de Internet de la WWF.

Al evento se sumaron familias, empresas y lugares icónicos como el Acueducto de Segovia en España, la Plaza Roja de Moscú, el Big Ben en Londres, el Teatro de Ópera de Sidney, las Torres Petronas en Kuala Lumpur (Malasia), el Empire State de Nueva York y el Obelisco de Buenos Aires (Argentina).

Las calles de Moscú, en Rusia (arriba), estuvieron a oscuras 60 minutos, al igual que el parque La Libertad, en Costa Rica (abajo). | EFE/ DANIEL PORRAS.
Las calles de Moscú, en Rusia (arriba), estuvieron a oscuras 60 minutos, al igual que el parque La Libertad, en Costa Rica (abajo). | EFE/ DANIEL PORRAS.

En Costa Rica, el evento oficial se llevó a cabo en el parque La Libertad, en Patarrá de Desamparados, donde música y reflexiones sobre cómo cuidar el ambiente desde el hogar fueron parte del menú.

Algunos edificios nacionales que también apagaron sus luces fueron la basílica de los Ángeles, el Instituto Nacional de Seguros (INS), el Ministerio de Relaciones Exteriores y el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE).

La Hora del Planeta inició el 31 de marzo de 2007 en Sidney, Australia, como una forma para ahorrar energía en dicha ciudad. Al año siguiente, la actividad se extendió a nivel mundial.