27 mayo, 2016
El Parque Zoológico Inokashira reconoce que no está equipado para tener un elefante.
El Parque Zoológico Inokashira reconoce que no está equipado para tener un elefante.

Tokio

Los amantes de los animales en Japón están de duelo: la elefanta Hanako murió a los 69 años en un parque zoológico de Tokio, donde vivía desde 1954.

Los empleados del zoológico Inokashira, en el oeste de la capital, la encontraron tumbada la mañana de este jueves y todos los esfuerzos para enderezarla con ayuda de una soga resultaron vanos.

"Los elefantes se mueren si permanecen echados en la misma posición demasiado tiempo, porque sus órganos se pueden aplastar", explicó el responsable del zoológico, Hiroshi Mashima.

Hanako era el elefante asiático más viejo de Japón. La esperanza de vida de la especie ronda en general los 60 años y los 40 en cautiverio.

En 1949 el animal fue un regalo de Tailandia a Japón como símbolo de la amistad entre ambos países al final de la Segunda Guerra Mundial.

Hanako se hizo querer por generaciones de japoneses y llegó a figurar en libros infantiles y una serie de televisión.

La Embajada de Tailandia en Tokio rindió homenaje en un comunicado a Hanako, "la embajadora de buena voluntad de Tailandia en Japón".

Etiquetado como: